Selección mensual de ganadores en foros temáticos de poemas y prosas noviembre 2016

Tema en 'Selección poemas y/o prosas del mes' comenzado por Mamen, 15 de Diciembre de 2016. Respuestas: 13 | Visitas: 559

  1. Mamen

    Mamen ADMINISTRADORA Miembro del Equipo ADMINISTRADORA

    Se incorporó:
    17 de Diciembre de 2008
    Mensajes:
    18.669
    Me gusta recibidos:
    1.984
    Género:
    Mujer
    SELECCIÓN DE POEMAS Y PROSAS
    REALIZADA POR EL JURADO DE MUNDOPOESIA.COM
    EN FECHA DICIEMBRE
    DE 2016
    (Valoración temas temáticos publicados en noviembre)



    I.- POEMA DEL MES

    La danza de las horas nuevas
    Autor/a: Osidiria
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/la-danza-de-las-horas-nuevas.611490/

    Desparramé los colores sobre la mesa
    pero no conseguí hacer primavera,
    escarbé en las nubes buscando lluvia
    y me di de bruces contra el suelo
    porque se me olvidó dar la vuelta al espejo,
    soplé tan fuerte como pude
    sobre las velas de un barco imaginario
    y lo puse a navegar en un mar improvisado,
    soñando atravesé una jungla de plástico
    y al despertar se me derritió con los primeros rayos del sol,

    ¿Y ahora qué? me pregunté,
    con voz crujiente de hojaldre y aroma a vainilla de Madagascar
    pero que en realidad era una idea que naufragó en la saliva de mi boca,
    inventé una puerta que me llevara al otro lado de la madera mojada
    mas mi barco se hundió nada más botarlo
    y sus colores se derritieron como la cera de una vela,
    enterré los recuerdos del pasado que irritaban mis ojos
    y no vi la danza de horas nuevas que insinuaban su dulzura ante mí,
    estuve torpe lo reconozco, pero no siempre se sabe
    qué camino tomarán los pájaros de las edades
    que vienen con la sana intención de anidar para siempre en tu corazón.


    II.- POEMAS DESTACADOS


    Amor y espalda
    Autor/ a: César Guevar

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/amor-y-espalda.609205/


    Me encanta cuando recita sus poemas de gasa y mujer entre las espumas del mar. Son como flores maduras que vuelan a tapizar de vida el asfalto y la dehesa donde moran los araguaneyes.

    ¿Mariposas? Sí, perla suave. Las inflexiones de sus tormentos versos… Sangre agolpándose en la leve sonrisa que sueña y desea.

    En mi boca, cuando la escucho,
    como una caricia íntima.
    Como un beso de palabras.
    II


    Algún día cambiará de tamaño y dimensión...
    Temperatura, color, olor, brillo.


    O no. ¿Quién puede saberlo?

    Se saldrá de las fotos y se hará hembra; carne y latido entre mis deseos mal encubiertos.

    O pasará de largo, como pasa de largo a veces por mis letras. En otra dirección.
    Y será sólo una foto anciana y terriblemente joven, inmóvil. Una especie extraña de muerte.


    Algún día.

    Quién sabe.

    III

    Me dice "amor" a veces
    de luna y lobos en el hombro.
    Me llama "amor" de extraño modo:
    solo letras pulsadas
    desde la rabia contenida
    que, sin embargo, ama.


    Me nombra "amor... "
    y se distrae.


    Amor y espalda.

    Amor silencio.

    Me denomina "amor"
    entre el espeso bosque
    de sus olvidos.


    IV

    Medianoche y hembra
    pulsando cuerdas en mi guitarra.
    Medialuna con ojos claros,
    labio rojo,
    pelo espeso,
    corazón de mujer en la ventana.


    Medianoche escarpada,
    ave nocturna.
    Sorpresa.


    Aleteo en la nuca

    ...endorfinas.


    <<<<<<>>>>>


    La vieja casa
    Autor/a: RAMIPOETA

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/la-vieja-casa.610258/


    Cuanto tiempo ha pasado,
    de aquel día que vi la luz primera,
    cuanto tiempo y la casucha vieja
    sigue ahí, aunque no me espera.

    Ya no me espera porque es de otro dueño,
    pero guarda un puñado de mis versos,
    la fuente de mis lágrimas ya secas,
    si las recuerdo pronto se humedecen.

    Guarda punzadas de un corazón tierno,
    guarda las ansias de esperanzas muertas,
    guardar las ilusiones, guarda sueños,
    y en la ruda vetustez de sus paredes
    registra mis gemidos…..
    un tanto desgastados por el tiempo.

    Volver quisiera, mirarle aunque de lejos,
    tropezar en los embrujos de la historia
    recogiendo el cimiento de la infancia;
    sembrar las hortalizas… ¡que añoranza!

    El horno para el pan, en el que un día
    fue asado al fuego lento de mi plata,
    plata ganada con sudor de niño
    vendiendo caramelos en la plaza…
    de aquello, siguen vivos los recuerdos.

    La viga con el cerdo ya colgado,
    después de una copiosa chamuscada
    para empezar haciendo feria al cuero.
    Imaginativa mente lo revivo,
    es tan real, que lejos de ser sueño,
    siento apetito por esa fritada.

    <<<<<>>>>>


    III.- MENCIÓN ESPECIAL
    (Selección ajena al jurado.Seleccionados por la administración, a propuesta de moderadores y jurados, entre usuarios veteranos en el portal (más de 1 año), que NO tengan reconocimientos otorgados por el jurado)


    Así el silencio
    Autor/a: Vronte
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/asi-el-silencio.611113/


    Y de súbito,
    el silencio llegó
    violento tan intenso como solo él sabe
    el silencio se hizo elocuente,
    acabó con todo y se volvió candente ;
    lo dejó todo a un costado y comenzó el olvido
    bajo las estrellas de siempre
    desintegró lo humano y se volvió lejano
    retiró la mirada de la fuente
    y los ecos se apagaron lentamente...
    comenzó a calar justo dentro de la mente
    donde hizo su nido...
    y un día desapareció de repentino...
    o murió bajo una luna
    o la asesinó el olvido.


    <<<<<<>>>>>>


    Él y ella
    Autor/a: Wiccamabar
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/el-y-ella.609286/

    Él se va despacio
    culpando al mundo
    sin esperanzas
    tal vez con miedo.

    Juzgando al dolor
    odiando a quien lo causó
    se fue en silencio
    no quiso hablar.

    Ella quedó sin luz, sin brillo
    perdió la cuenta de sus días
    de los días de llanto
    de insomnio, de tristeza.

    Hace tiempo que no había sonrisas
    solo sangre fría
    preguntas sin respuestas
    solo algunas respuestas llenas de ignorancia.

    El dolor del silencio
    traspasa como puñal al pecho
    la indiferencia es como el hielo
    peor como el fuego que quema.

    Quema y hace llagas
    rompe el alma
    quebranta el espíritu,
    ojala existiera el odio.

    El odio es menos doloroso
    ¿Cómo volver a empezar de nuevo?
    Otra vez recorrer el camino incierto.
    Ella y él cometieron errores.


    <<<<<<>>>>


    Cansada
    Autor/a: Liliana Bilello

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/cansada.613588/


    De tantas palabras muertas...
    de tantos caminos yertos...
    de heridas que nunca acaban...
    de eneros que son inviernos...

    De sueños inalcanzables...
    de esperanzas que se rompen...
    de este mundo de malicia...
    donde todo se corrompe...

    De este mar donde navego...
    donde la bondad se triza...
    y las sombras de la noche
    tornan mi pecho en llovizna...

    De esperar que llegue un día...
    sin presagios de tormenta...
    de fingir que el alma ríe...
    !Cuando solo llorar... quisiera!


    <<<<<<>>>>>


    Ni nadie puede
    Autor/a: A819
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/ni-nadie-puede.613602/

    No puedo tragar esta basura.
    Puedo mentir, sonreir y llorar por dentro,
    asimilar las injusticias del mundo,
    asentir y reconocer que nunca estoy en lo cierto,
    pero no puedo tragar más este silencio,
    hay un grito desde hace años que busca el cielo,
    hay un llanto atorado en mis labios oscuros
    que mienten como abismos siniestros.
    Me gustaría refugiarme en un sueño,
    hacerte creer que mis margaritas son eternas,
    que salgo bien sin careta, que tengo buenos poemas,
    pero no puedo tragar esa basura,
    ni nadie puede.
    Mi sueño me despierta a patadas despiadadas
    frente a una voz que dice contundente y triste:
    sola, sola, sola...


    <<<<<<>>>>>>


    Morena
    Autor/a: Sueño del alma
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/morena.613754/

    Mujer de fuego que amor desborda
    belleza oculta que nadie descubre
    esencia escondida en cerrado cofre
    historia dormida que celosa guarda.

    Cascada de emociones que dan vida
    entregas en palabras rayos de seda
    en lluvia de halagos regalas sueños
    que arrastran y curan mis sentimientos.

    Puñado de cielo que desciende,
    en tierra firme un volcán enciende
    si ella me mira no soy consciente
    mi mente escapa como un torrente.

    <<<<<<<>>>>



    IV.- POEMAS RECOMENDADOS


    De los tiempos que transcurren
    Autor/a: Lesmo

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/de-los-tiempos-que-transcurren.611671/


    El tiempo, duro, insomne y riguroso
    no sabe transcurrir sin el sonido
    que hacen los relojes caminantes
    marcando el devenir a cada hora.

    Golpea el carillón indiferente
    dictando, repetida, su sentencia
    que escucha el reo en tanto que prosigue
    su andadura nocturna de cansancios.
    Entonces, con las nubes de recuerdos,
    como sombras, se pueblan los rincones
    que había aún vacíos e indolentes.

    Así, con los instantes, se va haciendo
    poco a poco, con gotas, el pasado
    que no es ni más ni menos que la suma
    de todas las figuras dibujadas
    por esas manecillas codiciosas
    de la vida,… urdiendo su finito.

    Y nunca se sabrá, si se silencian,
    el abrirse nocturno de las rosas,
    ni las olas constantes y marchitas,
    ni las voces que vienen de los sueños,
    ni los besos cubiertos de penumbra,
    ni tantas otras cosas que suceden
    en los tibios momentos de vigilia,
    qué tuvieron que ver cuando se forma,
    -como un río se llena de aflüentes-,
    el cúmulo febril de sentimientos.

    Y así de lento, así, sin darse cuenta,
    pausadamente, en calma, en el Oriente
    aparecen las nubes en sanguinas.

    Inverso es este ocaso de las noches.

    Y al tiempo, duro, insomne y riguroso,
    golpea el carillón indiferente
    dictando, repetida, su sentencia
    que algún día en silencio, impenetrable,
    se hará silencio siempre y para siempre.


    <<<<<>>>>

    Qué sabes tú
    Autor/a: Malena Márquez

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/que-sabes-tu.610718/

    Qué sabes tú a cuantas millas
    están estas letras de lo que pienso.
    Si atravesaron mares o desiertos
    antes de llegar a mis manos
    qué sabes...

    Qué sabes tú de la pasión
    que me trae hasta tu orilla.
    Si antes de ser marea en tu regazo
    he sido lluvia mansa o granizo
    qué sabes...

    Qué sabes tú de mis silencios de muerte
    y de mi pecho tan vivo cuando respiro,
    qué sabes...

    Qué sabes de las flores que me recorren
    cuando soy espiga al sol
    de los ojos que me miran
    qué sabes...

    Que sabes de cuando son granas
    entre sus labios mis palabras,
    si me besa,
    qué sabes...

    Qué sabes tú de de mí
    y de estas ganas inmensas
    de quedarme un instante más
    bajo la sombra de tus ojos entornados
    porque así soy feliz,
    qué sabes...

    <<<<<<>>>>>>

    Jugando con el niño muerto
    Autor/a: Khar Asbeel

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/jugando-con-el-nino-muerto.608768/


    Pequeño juguete roto
    ¿quién te robo la risa?
    en tu blanco silencio
    cae el desmayo de mi voz


    ¿Sobre qué luna navegaras?

    En el mismo rincón
    bailaremos la música de siempre
    contaremos uno a uno tus gusanos
    hasta que nos gane el sueño
    y los ángeles onanistas
    llenen tu boca abierta


    ¿Dónde estará tu madre?

    En un cuarto sin tiempo
    deletrear tu nombre a las arañas
    llorando, llorando siempre
    cortando sus pechos con el filo
    que abrió arroyos en tu cuello


    Pero yo estoy aquí, contigo,
    jugando nuestro solaz secreto
    entro en ti, te lleno de mi fiebre
    como cuando compartíamos tibiezas


    Y estaré aquí, entre las sombras
    entre ratas y excrementos
    reconstruyendo el enigma de tus huesos
    hasta que mis rostro resbale
    y yo mismo me derrumbe
    en un estrépito de pus y silencio.

    <<<<<<>>>>>


    Tu nombre
    Autor/a: Anna Politkóvskaya
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/tu-nombre.610568/

    El viento que agita los meses
    me ha susurrado el verbo precioso
    que te nombra. Cierto es
    que los años se juntan
    con el tiempo que nos queda
    como sombras que crecen,
    como sábanas amantes cubriéndonos.
    Pero la vida es una descarada
    y sigue hurgando en tus imaginaciones
    perfumando tu palabra de metal
    y seda, amando la tenacidad de tus ojos,
    renovando la fuerza alada de tus manos...
    Y al acabar el día, tocas mi corazón
    una vez y sesenta y más allá
    posando, como aleteo inmenso, tu boca.


    <<<<<<>>>>>


    Nélida Moni
    Autor/a: Espiral
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/espiral.611670/


    Espiral

    Veo autos, edificios,

    un alto en el semáforo

    Rostros opacos, que no dicen nada

    Un vértigo azota el caminar

    Una contraprestación vacía,

    escapa al cálculo.

    Mecánica y fierros

    que no contiene al alma,

    en la gran ciudad.

    Un cielo acotado

    un sol restringido

    mil ruidos...

    y tremendas ganas de escapar

    Pero en el mismo diseño

    y en las manos de todos

    están mis manos,

    mis estrellas, lluvia

    estelar, el sol,

    en polvo oro, y el mismo

    oxígeno, obsoleto y a guardar,

    dirán... mientras tomo mis

    poemas, escritos al azar

    torpes quizás, versión

    de niña ,con alguna pizca

    de encanto o vaguedad

    Ahí va... con sus poemillas

    y sus versillos

    Al país de nunca jamás


    <<<<<>>>>>


    Méritos
    Autor/a: Princesa ciega
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/meritos.609595/


    Usted merece ser un secreto,
    un silencio cómplice,
    un guiño cifrado,
    un roce de tobillos bajo la mesa.
    Usted merece que discretamente
    cruce los dedos
    y le rompa las promesas a la vida;
    Usted merece que enmudezca
    para que se cumpla mi deseo
    de nombrarle siempre.


    <<<<<>>>>


    Apágame la luz
    Autor/a: Maktú
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/apagame-la-luz-soneto.609336/


    Apágame la luz, no quiero verme

    perdido en un caótico vacío,

    rendido por un torvo escalofrío

    que sube por mi pecho a más perderme.


    Apaga que no quiero sorprenderme

    en medio de mi turbio desvarío

    huyendo de lo tuyo y de lo mío

    sin ganas de correr ni socorrerme.


    No quiero claridad, ni sol ni día

    que pueda vislumbrar mi cielo oscuro

    ni el dolo de mi errática agonía.


    Apágame la luz y su conjuro,

    aléjame de mí más todavía

    que sólo entre la noche me procuro.


    <<<<<<>>>>>


    Renacer
    Autor/a: Gustavo Cervantes
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/renacer.609187/


    Te escondes hoy a la sombra del recuerdo,
    tendida en un rincón de mi melancolía,
    cuadros que dibujaron tus manos...
    Eres polvo y sín embargo aún sientes.
    Se arrastran conmigo envueltos en la niebla,
    enormes sombras de soles apagados;
    viejas lunas que gimen en mis noches
    y se aferran a un presente con débiles raices.
    Y yo trato de alejarme apuradamente,
    pero por más que corro a esconderme de tus ojos,
    siempre mis pasos me regresan a tu lienzo,
    y una flor encuentro...siempre nueva.
    Queriendo hacer que el sol te abrace,
    le busco una vereda a tu memoria...
    y te digo entre sollozos...duerme
    y renace la espina entre tus flores.
    Como una nota fúnebre en letanía,
    en concierto de risas y de lágrimas
    se regresan los ruegos, los reclamos
    y ante tu tumba caigo nuevamente de rodillas.
    La música suena lejana..donde fueron tus palabras?
    Por que te extraño?..Porque extraño tu mirada?
    Tus ojos se apagaron dilatados en los mios.
    yo prometí voltear mi rostro para no mirarlos,
    y sin embargo me persiguen como culpas...
    y un suspiro se escapa de tu tumba, cuando lloro.
    Cerré la puerta del pasado para que ya nunca volvieras
    y le dije a mi conciencia...Calla!...No la nombres!
    No la encontrarás...se encuentra bajo tierra.
    sin embargo, la tumba esta vacía...renaces cada día,
    como una amapola que nunca se marchita.


    <<<<>>>>>


    La Ñ
    Autor/a: Piliza
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/la-n.610703/


    La Ñ

    Porque quisieron quitar

    la “ñ” del diccionario,

    porque quisieron quitar,

    por eso es que yo le canto,

    a esta letra singular.


    (Estribillo)


    La “ñ” es una le-

    tra,tra, tra,tra,

    fenomenal ;

    que tiene un adorni-

    to,to,to,to,

    original.



    La ñ es una letra

    muy rebonita,

    dos patitas iguales

    y una gorrita.


    La ñ es una letra

    muy española:

    con graciosa peineta

    como ”manola”.


    La ñ es señal clave

    de mi ciudad,

    llevándola Logroño,

    llevándola Logroño

    con dignidad.


    (Estribillo)


    Si quitaran la ñ

    del diccionario…

    se montaría un lío

    extraordinario:


    Caña sería cana,

    el moño, mono;

    la uña solo una,

    y el sueño, sueno.

    Pena sería la peña,

    ¡Qué pena, maña!

    Y España sin la “ñ”,

    España sin la “ñ”

    sería Espana.


    (Estribillo)

    No quiero, amiga ñ,

    pierdas tu escaño.


    No cedas tu lugar

    del abecedario.


    ¡No dejes que te quiten

    del diccionario!

    ¡No dejes que te quiten,

    no dejes que te quiten

    del diccionario.

    (Estribillo)


    <<<<<<>>>>>


    Costas silenciosas (I)
    Autor/a: Camy

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/costas-licenciosas-i.610115/


    Del verso se viste la punta del silencio;
    de esas veces que es capaz
    de pintar las ventanas de naranja
    y trascender con el rumor del viento.
    Descubrir con la finitud de un soplo
    la inmensidad que se rebosa al filo del deseo…

    Y elevarse,
    elevarse,
    con el tañido de su embestidora.



    <<<<<<>>>><


    Se quedó el humo
    Autor/a: Palabras
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/se-quedo-el-humo.609831/


    Entre el humo de infinitas palabras no pronunciadas
    y eternos anhelos que arden en el papel de un cigarrillo
    te has desvanecido pero se quedó el humo a tu alrededor
    y el cigarro sigue encendido.

    Entre blancos y negros de notas y letras
    de luces y sombras en el interior de una caja de zapatos
    donde guardas tus miedos y tus besos prometidos
    allí estás ahora y allí están tus lágrimas corriendo

    Y yo te buscaré en el pájaro que no sabe volar y cae una y otra vez
    y en el solitario vagabundo que mira el fondo del río para ver pasar su alma
    y en la noche, en la misma noche de tu canción, te veré allí en lo alto
    en tu torre, esa que construiste con palabras y sonidos

    Quizá tengas sitio para mí, no te molestaré, solo soy una sombra
    pero me he quedado sin luz y no puedo ser
    me he quedado sin música y no puedo sentir
    me he quedado sin tu voz y no habrá quien me ayude a entender.



    <<<<<>>>>>


    Hoy tengo permiso de llorar
    Autor/a: mundoirreal
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/hoy-tengo-permiso-de-llorar.609520/


    Hoy tengo permiso de llorar..
    sólo por hoy..¿verdad que sí?
    y aunque oiga al orgullo gritar,
    esta vez tendrá que ser así...

    ya le he rogado al alba tibia,
    no se lleve consigo el rocío,
    y que la bruma quede como insignia
    para que hoy gobierne sólo el frío

    y en el silencio blanco de mi compañía
    sólo el ruido seco de un roto corazón,
    derramando todo lo que yo quería,
    dejándome en tarea su reposición

    si hoy tengo permitido el llanto..
    ¿porqué darse prisa en aliviar?
    Mañana volveré con nuevo canto...
    y este día será fácil de olvidar.



    <<<<<>>>>>


    Me siento enamorada de la luna
    Autor/a: Alfonso Espinosa

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/me-siento-enamorado-de-la-luna.609860/



    Me siento enamorado de la Luna,
    en la noche me marcho solo a verla
    donde noto su arrullo nacarado
    si mis huellas se quedan en la arena.
    Me regala el espejo donde pinto
    corazones que rápido se lleva
    y de pronto me encuentro que una ola
    otra hoja me dejaba como nueva.
    Ese espejo se queda sin azogue
    pues lo rompo al andar pensando en ella
    si me vuelvo la encuentro nuevamente
    va siguiendo mis pasos muy de cerca.
    Cuando miro en el mar el horizonte
    no me importa que escuchen las estrellas
    porque yo le diré que de los cielos
    será siempre luciérnaga más bella.



    <<<<<<>>>>


    V.- NUEVOS TALENTOS
    (Selección ajena al Jurado. Seleccionado por la administración. Se requiere para entrar a valorar que se trate de poemas de usuarios con menos de 3 meses en el portal o menos de 50 poemas publicados. La selección no está sujeta a fecha de publicación y puede abarcar cualquier foro. Tratamos de hacer una selección amplia a la vista de que cada día se registran entre 20 a 30 usuarios nuevos.)



    Busco epitafio
    Autor/a: Quiméricas visiones
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/busco-epitafio.613628/


    Bajo el insostenible peso del fracaso
    busco epitafio para un romántico idealista,
    y en las calles vacías, almas escurridizas,
    pero hambrientas como tú, piden paso.

    Ya sólo encuentro refugio en tu alcoba,
    segadora de almas, coleccionista de corazones,
    y en esta celda oscura, aprisionado por mis temores,
    dejaré de luchar, aceptaré esta amarga derrota.



    <<<<<<>>>>


    La no cita
    Autor/a: Hannah Alarcón G
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/la-no-cita.609947/


    Uno encuentra, por azares del destino, dirían algunos, personas agradables en el camino. Y desde un par de meses una chica en el gimnasio se ha tornado, además de una compañera de sesión, en una confidente. Mal hecho o no, mi falta de amistades me ha llevado a confiarle a ella gran parte de mi vida actual.
    Ella dice que soy ermitaña, la verdad es que entre el trabajo y los chiquillos, el tiempo que me sobra, me gusta dejarlo para mí, escribir, leer, poner la tina y tomar un largo baño o simplemente poder comer con toda tranquilidad. Solo las que sean mamás podrán entender esto.
    - Necesitas salir de tu zona de confort. Este fin de semana invité a unos amigos, un grupo, seis o siete, comida, vino y agradable plática. Ya es hora que tengas una conversación con adultos que no involucre tema de niños.
    En eso tiene razón, desde hace cuatro años que mi vida pasó de, trabajo, trabajo a trabajo, casa.
    Así que acepto y con todo el temor del mundo por haber olvidado lo que es estar entre gente civilizada, llego al lugar acordado.
    Me encuentro con la agradable sorpresa de un grupo de amigo que se llevan de maravilla. Una pareja joven con hijos, los cuales dejaron en casa, dos o tres solteros, uno con pareja que por lo que escuché no la aguantan por eso no fue, un viudo y mi amiga.
    La verdad que desde hace ya varios años que no pasaba una tarde noche tan agradable, plática, karaoke, al que me límité yo a escuchar.
    Susana me ha dicho que me relaje y disfrute, parece que lo ermitaño es difícil de disimular y me sienten un poco tensa, así que me decido a disfrutar, platicar y participar.
    Y comienzo a conversar y descubro a este chico, bueno tanto como chico no, me lleva diez años lo cual es perfecto, viudo hace cuatro, cuarenta y cinco de edad escuché decir, sin hijos.
    Me le he pasado tan bien, tenemos intereses en común, platicamos, reímos, en ciertos momentos olvidábamos que había compañía y nos sumergimos en nuestro propio tema de conversación. Me sentía como esas películas románticas dónde dos se conocen y hacen clic inmediatamente.
    A lo que debió haber sido la mitad del juego de mímica dónde hicimos un equipo pésimo gracias a mí y a él pareció no importarle y todos morimos de risa con mis gestos tratando de describir la pereza, palabras como flojo, muerto, desmayado salieron a la luz excepto pereza.
    Regresando a mi asiento a su lado, entre risas le pregunto:
    -¿Pésimo verdad?
    Se acerca, muy cerca, demasiado
    -Maravilloso hermosa.
    Pone su mano debajo de mi oído, me atrae hacia él y me besa.
    La sorpresa es suplida por sus cálidos labios, suaves, un beso tierno, perfecto. Un hueco en el estómago y el pecho lleno de emoción hace que me pierda en ese momento que pareció eterno.
    Cuando por fin reacciono veo sus grandes ojos cafés y la respiración vuelve a mi cuerpo. Me percato de ese calor inconfundible que aparece al mismo tiempo que el rubor en mi rostro, ese que odio por no poder controlarlo.
    - Lo siento. Dice con voz entrecortada.
    Su rostro cambia de mágico momento a "no puede ser". La sala se ha llenado de un silencio sepulcral. De pronto las risas se han acabado y las miradas puestas sobre nosotros comienzan a pesar como la loza sobre el pipila en la Alhóndiga de Granaditas.
    Se levanta y va hacia la cocina. Y yo sentada como niña regañada en el rincón.
    - Bueno quién sigue.
    Por ahí se escucha decir e intentan disimular el momento.
    - ¿Vino?
    No, no me gusta el vino, pero en este momento lo que sea para poder recapitular, quisiera me tragara la tierra.
    Casualmente se ha hecho tarde y tengo que partir o en este caso salir huyendo. Susana sale de la cocina y lo veo con las otras chicas como si hubiera engañado a su difunta esposa y lo estuvieran consolando.
    A falta de espacio he dejado el auto a media cuadra, habría querido dejarlo más lejos necesito una larga caminata.
    Estoy pensando que esto del amor se me esta negando. Si no es que me caso con mi mejor amigo y me pone el cuerno en su crisis de la mediana edad, a sus cincuenta; me roba un beso un viudo que aún ama a su mujer en una no cita.
    Me parece que volveré a ser ermitaña.


    <<<<<<>>>>>>


    Todos son mis iguales
    Autor/a: Atando letras
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/todos-son-mis-iguales.608823/


    He querido borrar negros recuerdos
    Que en el alma subsisten diariamente
    Y sentir junto a mi pecho el permanente...
    Amor, a la desgracia de mi gente.


    Esclavos del rencor y la codicia
    Se mecen las imágenes hermanas.
    Nace un nuevo sol que me acaricia
    La frente erguida, pero en tierra lejana.


    No puedo censurar la indiferencia
    Que parece regir vidas ajenas.
    Se necesita ponerse en sus zapatos,
    Para poder medir sus grandes penas.


    Resulta fácil convertirse en fiscal
    Desde el cómodo refugio del exilio
    Sin sentir ya terror, ni el cruel martirio,
    Que produce la infamia en su nidal.


    Voceros del valor, existen muchos
    Agraviando a los que siervos son,
    Sin comprender que tan sólo la unión de voluntades
    Será capaz de enfrentar a tantos males.


    Siervos fuimos los mismos que hoy gritamos,
    Algunos - los callados - enfrentando al tirano.
    ¿Serviles?..., nunca han sido los más de mis hermanos,
    Son libres en sus mentes, ¡todos son mis iguales!



    <<<<<<>>>>>>

    Besos de ermitaño
    Autor/a: Máximo Barrera

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/besos-de-ermitano.609082/


    Mendigo de tus besos ermitaños,
    de tus ojos mìos de artesanos.

    No hay luz mas allà de tu vientre,
    tu amor cubre mis sagrados montes,
    escalofrìo lujurioso de mis caricias ausentes,
    cartas arrugadas escritas en un viejo pupitre.

    ¡Exclama tu voz por este amor mío!

    ¿Se habrà ido, se habrà escondido?
    Làgrimas de sangre, clavos de mis dedos,
    lagunas de amor que me han leìdo,
    boca de mis credos, poesìa de mis miedos.

    ¡Alegras mi entorno, coral de un paraje marino!

    Mar agitado en mis desvelos,
    talladas por estas manos arrogantes;
    Tu calor anhelante, pasiòn de mis flagelos,
    siento piel virgen, deseos dominantes.

    ¡Mendigo soy de tus besos ermitaños!



    <<<<<>>>>>>


    Me construyo
    Autor/a: Un poeta menos
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/me-construyo.609202/


    No soy víctima de mi autobiografía,
    yo soy quién escribe los versos del poema de mi vida.
    Nadie va a dictarme las comas,
    a cambiarme la estrofa,
    yo soy quien sujeta el bolígrafo.

    Me construyo,
    me construyo a base de ensayo, error y acierto,
    soy una sucesión de terceros y cuartos intentos,
    de caídas pero sobre todo de levarme.

    Me construyo,
    y a veces me destruyo,
    para volver a construirme con más fuerza.

    No temo a poner de nuevo la primera piedra,
    a que mis cimientos se tambaleen.
    Y cuando sienta que nada tiene sentido, en ese momento, todo empezará a tener sentido.

    Y es que, amiga:
    La vida te reta al póker y es ella quien reparte las cartas,
    ¿Mala combinación? ¿Te has quedado sin ases en tu manga?

    Juega, apuesta, cambia, decide, tú y solo tú.


    <<<<<<>>>>>>


    Si lo ves ¿es?
    Autor/a: Alephs
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/si-lo-ves-es.609422/


    Perfilaba con los ojos la estrechura de su tallo,
    analizando tonalidades, intuyendo texturas.
    Curvados pétalos de terciopelo.
    Adorada admiración de la belleza,
    no quedaba sin sorpresa,
    eclipse de rojos intensos,
    procuraron la incongruencia.
    Luctuosa expiración, sentenció al espectador,
    ante la inminente punción de la encarnada sin razón.


    <<<<<<<>>>>>>


    Mi rosa sin espina
    Autor/a: Marisol Pérez
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/mi-rosa-sin-espina.612564/


    Cuando todo lo tengo extraviado
    tan perdido...Siento frialdad y decepción.
    Como duele todo...Tan apartado muy frustrado...
    Que no logro emparejar el momento con la razón.

    Quiero encontrar la manera adecuada...
    y sacar del pecho la espina con su cruel anónimo.
    ...Pero muda está la desilusión, quizás muerta o menguada,
    o fue la manera más cobarde en pisar lo intimo...

    En verdad no quiero herir ni ofender con mi boca
    pero en cada menguar la luna va agraviada...
    Y el tiempo habla y dice todo...No se equivoca.
    Desencajado está el rostro, con miradas ya denunciada.

    Recodo de mil manera, el extraño eco de mentiras
    dejando su rumor lento, que me cansina...
    La brisa se hace tortuosa...Como quien conspira...
    ¡La que menos yo creía...Era mi rosa sin espina...!


    <<<<<<>>>>>>

    Rostros
    Autor/a: Jinete nocturno
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/rostros.609375/

    Cuando se acerca la noche,
    veo rostros extraños a mí alrededor,
    es cierto sus apariencias son extrañas,
    entonces me voy a comportar como un extraño.

    Los adultos sonríen la prosperidad,
    los ancianos lloran el final,
    los niños se alegran del inicio de sus vidas,
    y los jóvenes no saben en donde están.

    Realmente somos extraños y yo en medio
    de esta gente te quiero encontrar,
    sé que tu rostro es extraño también,
    ¿pero dime como le hago para saber quien eres tú?
    Si veo caras tristes, deformes y sin esperanza;
    los cuerpos mutilados y mal formados;
    las almas errantes llenas de soledad,
    y todas vagan dentro de mí.

    El único consuelo que me queda
    es que en algún lugar de este sueño irreal,
    hay alguien extraño que quiera
    compartir mi soledad.


    <<<<<<>>>>>>


    Elegía al manzano
    Autor/a: Brian.Bolatti
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/elegia-del-manzano.612559/

    Arrastrando mis pieles más oscuras que el negro mismo,
    sobre pequeñas charcas en un movimiento de algoritmos
    mientras el timbal de la noche sacude de manera inconmensurable
    a los vientos comandados por la naturaleza de la sangre.

    Aquel paraje de la perfección magnánima se hizo presente...
    Con sus filamentos de naturaleza extendiéndose de forma perenne.
    Mi lengua áspida recorrió, centímetros de mis comisuras con satisfacción
    al divisar con ternura y honor a las criaturas de Dios.

    Y cuando la huella de la serpiente sea trazada en el oleo arenisco,
    como una obra de arte que el pintor esboza para encuadrarla en el olvido,
    recordad al pasional de virtud, sabio y perfecto,
    flechado por el ímpetu de los antiguos recuerdos.

    Recuerdos enmarcados como señal de resentimiento,
    tan prendidos a mi piel como un fuego directo del infierno;
    Que no podré abandonar cada marca traída desde el edén sin fin;
    Odio amado proveniente de los nueve coros de Serafín...

    Las hojas cetrinas danzan en una sinfonía clara y limpia
    mientras en risas desencadenadas ante el júbilo los seres rompían
    el varón y la fémina de vaivén con los pies inquietos
    yo serpenteé con la cálida esperanza traída del averno

    Enredado cual cuerda al árbol prohibido del fruto pecaminoso,
    mi voz suena tan cálida, rompiendo el umbral de paz en el jolgorio...
    —No tengan miedo, no sientan pavor, ¿Por qué no comen del fruto los dos?
    —Porque al mínimo mordisco serán mejor que Dios.


    <<<<<<>>>>>>


    Siempre
    Autor/a: Lilyum
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/siempre.613424/

    Siempre tú
    enardeciendo mis palabras
    poniéndole color
    a mis lunas.

    Tú con tus manías
    yo con mis eternas dudas.

    Siempre juntos
    en un oasis de candor
    labrando mi piel
    sobre los matices de la noche
    trazando tus besos
    en la eternidad del amanecer.

    Naufragando eternos
    a través del ensueño.
    Siempre tuya
    Siempre mío.


    <<<<<<<>>>>>


    Esos tristes días
    Autor/a: Ellia
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/esos-tristes-dias.613391/


    A veces se me entristece el alma,
    pierdo la calma;
    no sé que me sucede,
    se me nubla la esperanza.
    A veces no tengo ganas.
    Me quedo como en la nada.
    No sé que será…
    El tiempo se me escapa.

    Son esos tristes días
    que todos los tenemos,
    cuando se busca sentido a la vida
    y todo es tan patético.
    Esos días de melancolía,
    días siempre tan negros,
    cuando todo es injusticia
    y tantas preguntas nos hacemos.

    Son amargas noches,
    entre el llanto y el silencio,
    entre la oscuridad y el amanecer
    entro el no y el sí puedo.
    Cuando solo quiero dormir,
    y no puedo lograr el sueño.
    Cuando necesitamos estar solos
    pero la soledad no queremos.

    Qué extraños esos días!
    Me resisto a lo nuevo,
    me sumerjo en el pasado,
    me arrepiento de lo que he hecho.
    Me pasó horas pensando,
    descubro que todo es imperfecto.
    Por ratos, mi mente en blanco,
    del mundo tanto me alejo.

    Pasan esos tristes días,
    de a poco voy despertando.
    Trato de atrapar el tiempo,
    saco ánimos de algún lado.
    Ingenua prefiero ser,
    seguir la rutina, lo planeado,
    mirar a mí alrededor,
    volver a creer en algo.


    Entonces, vuelvo a ser yo,
    una sonrisa me invento,
    Acepto el mundo como es,
    total, cambiarlo no puedo.
    Sigo mi dirección,
    un camino bastante incierto.
    Vivo el hoy…
    Y de esos días ya no me acuerdo.


    <<<<<<>>>>>>


    Diana
    Autor/a: Rene Revelo
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/diana.613543/

    Ella,
    tan bella y radiante que ni siquiera el sol lo es tanto.

    No soy Dante para enamorarle con poemas constantes.
    ni Mozart para componerle sinfonías,
    ni Da Vinci para pintarle un cuadro.

    Soy solo un simple escritor que escribe su amor todos los dias
    y hoy escribiré los versos mas lindos,
    "Lindos";porque sencillamente llevan su nombre;
    sobre un papel en llanto,que cuando se nombra su nombre,
    pasa del llanto a la risa y mas que eso, es mas que un encanto,
    pues con cada una de su cinco letras mi alma acaricia.


    <<<<<<>>>>


    No sé como amarte
    Autor/a: Poeta maldita
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/no-se-como-amarte.613366/



    Donde las intrincadas ramas de tus manos son laberintos;
    Yo soy un simple pasadizo.
    Cuando la vastedad del infinito se vuelve tu alma,
    Yo no duro más de un segundo.
    Como tus alientos son tormentas caudalosas;
    Los míos no son más que rocío.
    Porque tú eres infinito,
    Y yo soy vacío.

    Te escribo versos,
    Te suspiro sobre mi café cada mañana
    Relato rimas escondidas,
    Sobre el verde de tu mirada.
    Te observo con la cautela y sabiduría del mañana,
    Pero sé que por hoy día,
    Jamás entenderé nada.

    Y a veces abro una rendija
    Dela puerta hacia tu alma
    Y tú la dejas abierta,
    Para que se tiente mi mirada.
    Y creo por fin
    Que entiendo estas preguntas complicadas
    Y de nuevo me encuentro
    Perdida en la nada.

    No sé cómo amarte,
    Porque construyo castillos en las estrellas
    Y tú los pones en llamas.
    No sé cómo amarte,
    Porque tú no me amas.



    <<<<<<>>>>>>>


    VI. PROSAS RECOMENDADAS



    Empiezo a escribirte Soledad
    Autor/a: Pentangeli

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/empiezo-a-escribirte-soledad.610659/



    Empiezo a escribirte Soledad, extraño tu silencio, desde que conocí a Laura te siento lejos, me recordaba a ti, me recordaba tu silencio, supongo que alguna vez la conociste, tú conoces a todos al menos una vez ¿Cómo fue Laura contigo Soledad? ¿Te trató bien o te intentó rechazar y se ahogó en la angustia de tener tan parecida compañía? Pero no te escribo para eso, encontré en ella tu silencio te repito, el silencio donde solo los ecos salen, (hazle una pregunta, por inercia te dará una respuesta), habla su boca, pero no su alma, el silencio otorga, su silencio está en su alma, pero, me he equivocado, Soledad, puse en ella, lo más hermoso del mundo, ver sus ojos era ver el firmamento, frío, estéril, era un infinito al que nada pedía y todo me devolvió, Soledad, ella es la persona más hermosa que voy a conocer en toda mi vida y las que siguen, encuentro en ella todo lo que nunca se me había ocurrido buscar, la quiero, no de forma posesiva, es el sentir que se tiene por lo que no se tiene, el amor del águila por el viento, la pasión del pez por el mar, la quiero porque está ahí, porque existe, porque me alegro de saber que pasa por el mundo una mujer así, única, me alegro porque es. Porque, Soledad, todo consiste en ser, y por eso tengo también miedo, miedo de haber idealizado a una mujer tan bella, que no está sola, más yo quiero que así sea, que de amigos podría vestirse, más no me gustaría verla así, me siento egoísta, he sido ilógico, sí, idealicé a Laura, su ser, la única estrella de mi vacío, la única luz en la oscuridad, ella no es como yo creo, no me dejé engañar por las apariencias, me dejé engañar por el interior, puse allí cosas que no existían, apariencias que no vivían y de sus luces yo hice el sol, más todo es falso, me decanté por escrutar con lo mejor de mi mirar su interior pues en apariencia ella ya lo tiene todo, de mármol su piel, manos que ni la más fina plata podría hacer honor, donde sus venas corren como ríos azules, los únicos capaces de llegar al mar de su corazón, su cabello en el que podría perderme todo el día, no podría describirlo, de hecho, Soledad, ninguna de estas palabras le hace honor, no puedo describir a Laura, me siento indigno de escribir su nombre, aún más de pensar en ella, y ni decir lo que siento por ella, Soledad, de lejos, se parece a ti, algún día, me acercaré y le diré que por una palabra suya yo daría quinientas, por un roce de sus manos, daría mi vida y saldría debiendo.

    <<<<<<>>>>>>


    Ilegalidad
    Autor/a: gatoazul
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/ilegalidad.599067/

    Hago propósito de renuncia, de olvido.
    Aprieto los dientes mientras juro que borraré tu cara prohibida de mi memoria y, junto a ella, el perfume de tu ropa y las esquinas de tu boca.
    Seré capaz -me digo- de olvidar tu pelo de estío, tus ojos oceánicos y ese peculiar modo que enciende tu piel cuando deposito en tu oído una calculada mezcla de saliva y palabras.
    Sé que lo conseguiré.
    Cuando el amor sucumba ante el tiempo, cuando los recuerdos se conviertan solo en recuerdos, cuando el simple hecho de leer tu nombre en mi agenda no me dispare el ritmo cardíaco.
    -Algún día-
    Mientras tanto, para que la espera se haga menos eterna volveré a engañarme fingiendo, una vez más, que no te amo, amor mío.

    <<<<<<>>>>>


    El sentido de los números
    Autor/a: Recently Played
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/el-sentido-de-los-numeros.605188/


    En su cuarenta y nueve cumpleaños Saúl Cantal confiaba en que la vida empezaría a irle bien, porque cuarenta y nueve es un numero especial, es el cuadrado de siete, luego es el producto de siete por siete, la décima parte del número de veces que Cristo enseñaba que se ha de perdonar a quien te ofende, y para Saúl era el número de años que había pedido perdón por cualquier mal que hubiera podido hacer a los demás en otra vida y del mismo modo, el numero de años que se pedía perdón a si mismo por todo el mal que se había hecho él solo, en esta.

    Saúl vivía encima de una tienda de zapatos. El zapatero, dueño de la zapatería, era mudo de nacimiento por lo que su sobrina era quien se encargaba de la atención al público, más allá de esto la clientela era siempre numerosa, lo que daba a entender que los clientes encontraban de lo más satisfactorio que alguien que llegaba a conocer tantos de sus secretos, incluido sin más donde les apretaban los zapatos, estuviera imposibilitado para andar por ahí divulgándolo.

    En realidad Saúl sólo dormía sobre la zapatería en lugar de vivir, porque Saúl últimamente lo único que hacía era dormir, y cuando no dormía dormitaba, y si no simplemente se tumbaba en el pequeño camastro cerraba los ojos y esperaba. Cuando la lluvia golpeaba en los cristales no podía evitar el deseo de acercarse corriendo junto a la ventana. Si ya estaba dormido, entonces a veces se despertaba y tenía que incorporarse, sentarse en la cama mientras se quedaba mirando a la ventana y pensaba en lo mágico que resultaba escuchar la lluvia en los cristales, y decidía que quizá le iba a pasar algo bueno. En medio de esa oleada de optimismo echaba de menos el poder compartir ese precioso momento con alguien y se entristecía de que nunca hubiera habido nadie tumbado en esa pequeña cama junto a él, un ser femenino, una mujer a quien despertaría y no sería necesaria ninguna explicación, ella comprendería al instante lo que Saúl quería decirle, se sentaría un momento en la cama a su lado y luego volvería a acurrucarse bajo las mantas sin dejar de tirar de él ni un sólo segundo.

    Saúl salió esa misma tarde a estrenar su nueva edad, echar un vistazo para ver si el mundo ya comenzaba a prepararse para las cosas que iban a cambiar. Antes de su despido le gustaba salir a pasear en las tardes de sol, leer algún libro o al menos ojearlo mientras recorría arriba y abajo el largo paseo que había junto al río. Pero de un largo tiempo a esta parte salía poco y sólo caminaba, callejeaba y permanentemente sentía la tentación de perderse entre esas callejuelas que desembocaban junto al río. Él las conocía todas muy bien, por supuesto que nunca se hubiera perdido, pero tenía el presentimiento de que si se adentraba un poco en ellas, en el día y hora adecuados, descubriría un pasaje secreto a otro lugar que le permitiera descubrir un mundo nuevo donde ya tampoco él temería nada.

    -El barrio se esta vaciando, se esta quedando desierto -repetía en su cabeza el mismo pensamiento cada día-. Nos hemos hecho todos tan viejos que todos los jóvenes se van, especialmente las chicas; huyen del invierno, escapan de aquí intentando adelantar la primavera.

    Saúl no recordaba mucho de su juventud pero había vuelto a tener una cita, hacía ya varios años, luego de dieciséis meses manteniendo correspondencia.
    -El cuadrado de cuatro -pensó Saúl intentando coger valor para concertar la cita. Se vieron en la estación de tren. Saúl se puso un buen traje recién comprado y compró también un gran ramo de rosas y todo eso le hizo preocuparse un poco por todo lo que estaba gastando y por si eso no espantaría al amor.

    El sol se estaba ocultando tras las nubes y en medio de esos pensamientos uno de los últimos rayos se reflejó sobre el cierre dorado de un pequeño bolsito de señora. Estaba tirado en el suelo entre un montón de hojas secas junto a una pila de chatarra, quizá sin ese reflejo nunca lo hubiera visto. Saúl miró a su alrededor, se agachó y lo recogió, el bolso parecía nuevo, sin duda recién extraviado, alzó la vista de nuevo y al hacerlo le pareció ver una sombra delicada, estilizada y juvenil evadiéndose por uno de los callejones. Echó a correr tras ella.
    Al doblar la esquina no encontró nada más que a un par de vecinas del barrio cotilleando en la puerta de casa, pensó en preguntar a las señoras en que dirección se alejó la joven, pero entonces sintió algo de aprension; ¿y si alguna de ellas intentara hacerse pasar por la dueña del bolso para quedárselo? Se dio la vuelta y volvió sobre sus pasos. Miró a su alrededor y tras asegurarse de que no había nadie abrió el bolso que sorprendentemente estaba vacío, ni un documento, ni dinero, nada, excepto un pañuelo que parecía envolver algo. Saúl lo sacó y lo desenvolvió cuidadosamente. Dentro encontró un manojito de violetas ya secas, nueve exactamente, volvió a guardarlo todo y se escondió el bolso bajo la gabardina convencido de que no pararía hasta entregar ese bolso a su legítima dueña.

    El día de su última cita Saúl acudió a la estación media hora antes que el tren, tiempo suficiente como para inventar mil excusas que le hubieran servido para marcharse sin quedar excesivamente mal, sin embargo se quedó, esperó en el anden y cuando los viajeros empezaron a bajar del tren de las doce, la vio. Ella también debió reconocerle porque sonrió y caminó hacia él. Llevaba el abrigo negro que le había dicho que se pondría. Parecía un poco nerviosa pero confiada, una señora, por lo demás, no con aspecto juvenil pero sí bien conservada. Durante esos segundos Saúl no dejó de darle vueltas a la cabeza.
    -Demasiado mayor -pensaba-, creo que me ha mentido, no creo que tenga los treinta y seis, puede que sea menor que yo pero no le saco los seis años que me dijo.

    Las vecinas le miraron fijamente cuando cruzó frente a ellas, pero en su saludo sólo había frialdad. Antes de ser despedido Saúl era contable en una fábrica de audífonos, y también trabajaba para distintos establecimientos del barrio. Un trabajo respetable aunque terrible para alguien a quien los números simplemente causaban pavor. En todos los números había algún significado oculto para Saúl, algún propósito, y casi siempre malvado. Algo escondido ahí entre las cifras esperando para morderle, un trece al final de una hoja, una cifra en números rojo que representaba exactamente el día de mañana. A Saúl no le importaba demasiado el trabajo extra que suponía maquillar todas esas cifras, purificarlas, hacerlas inofensivas, era bueno para él y era bueno para la fabrica y sus demás clientes. Después de veinticinco años camuflando meticulosamente los números, un joven contable recién llegado, con un fantástico abrigo nuevo, alguien a quien quizá aún no le había preocupado aprender a ahorrar o que quizá no estaba solo. Un contable sin ningún miedo a las cifras, incapaz de ver más allá de la parte más practica de la aritmética, un joven que debería haber sido su aprendiz, descubrió su engaño. No se conformó con los últimos errores. En silencio, durante semanas, indagó y repasó balances de diez, quince, veinte años atrás, y en cuanto hizo públicas sus averiguaciones Saúl fue despedido.

    Las vecinas le miraron de arriba abajo, casi sintió sus ojos clavados en el bolso bajo la gabardina.
    -No hay dinero -Se tranquilizó a si mismo-. Pero aún así hay gente dispuesta a todo sólo por salirse con la suya -Recordó entonces el pañuelo con las violetas-. Es imposible que nadie más pueda descubrir que el pañuelo que hay dentro del bolso esconde violetas, y mucho menos conocer su número -Casi gritó Saúl lleno de gozo al dejar atrás a las vecinas-. Sin duda encontraré a su autentica dueña.

    Mientras estaban aún de pie el uno frente al otro, Saúl no dejó de encontrar defectos a aquella mujer vestida con ropas corrientes, pero elegante, de mirada limpia y con una gran sonrisa jovial en la cara. Aún así él fue incapaz de no buscarle un pero a cada uno de sus gestos, palabras, miradas o sonrisas, nada era como había imaginado.
    -Es mucho más alta de lo que me dijo -Siguió dando vueltas-. Ella no dijo que fuera una mujer alta, yo no soy un hombre bajo con mi casi metro setenta, si es de mi estatura debió decir que es una mujer alta
    La foto que le envió, solo el retrato, era de cuando ella era mucho más joven, más tarde Saúl, cuando se quedó solo, recordó que antes de enviarle nada le pregunto si prefería una foto reciente o una antigua de cuando era más joven, el mismo Saúl había escogido la foto antigua. ¿Y ella? Ella parecía saberlo todo mucho antes que él, ella parecía venir preparada para la lucha, para atraparle y así redimirle -pensaba ahora Saúl-, y como en todo, también supo antes que él mismo cuando rendirse. Se despidieron prometiendo que se escribirían, pero nunca volvieron a hacerlo.

    Fue cruzando calles mientras comprendía que sólo podía ser ya cuestión del azar el encontrar a la dueña del bolso. En medio de esa vorágine de pensamientos, se detuvo e intentó serenarse. ¿Dónde podía estar la mujer de las violetas?
    -Es probable que haya venido a la zapatería -repasó-. No es para nada probable que haya ido a ninguno de los bares, ni siquiera a la cafetería. Quizá solo ha venido a caminar por este barrio cadavérico antes de volver a su perfecto mundo ordenado donde ni las casas ni las cosas viven angustiadas y llenas de humedades y moho.

    Decidió pues ir a la zapatería. Mientras se acercaba vio a Felipe, solo, apoyado en la pared del callejón de detrás, sin pensarlo se dio la vuelta, no quería hablar con él, no le tenía miedo como otros, pero sabía que le entretendría, quizá se enteraría de lo del bolso, quizá ya lo sabía y querría ir con él, o incluso él solo y entregarlo él mismo a su dueña, puede que incluso ya supiera quien era la señorita que lo había perdido. Felipe tenía un ligero retraso mental, pero sabía muchas cosas y se enteraba de todo el primero, a veces hacía o decía cosas que asustaban a todo el mundo, además le gustaba beber y estar con mujeres, decía que el diablo mismo vivía en una de las casas de la Travesía del Manco, concretamente en una pintada de azul sucio y decía que el diablo llevaba greñas y vestía mal aunque él sabía que tenía mucho dinero. Felipe siempre decía que él veía cosas que los demás no pueden ver, pero aún así tenía amigas e iba y venía a su antojo, no tenía que trabajar ni hacer nada, no estaba solo en el mundo como Saúl.

    Se fue perdiendo entre las calles y callejuelas, empezó a llover y ya había anochecido hacía rato, pero Saúl ya no era consciente de nada, fue trazando un cerco cada vez mayor por las calles más solitarias, ahora era él quien se alejaba de la gente, la mujer del bolso debía estar tan sola como él y también buscándolo. Olvidó motivos y razones y solo vagó entre aquellas calles como un perro abandonado que ya no tiene casa, se fue alejando del mundo más rutinario persiguiendo la sombra hasta que llegó a un callejón donde la amarillenta luz de la única farola parecía acobardada ante las sombras y en el rincón más oscuro, el corazón mismo de las sombras tenía dos ojos rojos. Saúl quedó paralizado, parte de las sombras se desprendieron de la pared, vio volar hacía él los dos ojos encendidos como el fuego, caer al suelo y apagarse con la lluvia. Incapaz de moverse Saúl enumeró todo cuanto veía. Mientras, las dos sombras se convirtieron en Esteban y el Tuerto. Saúl conocía a ambos desde que eran sólo un par de niños, sintió un poco de alivio y casi estuvo a punto de saludarles.

    -¿Quién es este espantapájaros? -Dijo Esteban. El Tuerto se echó a reír. Saúl se alegró de no haber dicho nada y contó las dos navajas y el reloj dorado de señora que Esteban llevaba en la muñeca.

    El Tuerto es trece años mayor que Esteban y trece menor que Saúl. A pesar de su apodo, El Tuerto ve muy bien y si le llaman tuerto es porque su padre sí lo era. Esteban esta loco, mucho más loco que Felipe y el Tuerto juntos, pero le conocen, los dos, Saúl recuerda un día en que Estaban llegó corriendo calle abajo detrás de un balón y con gran fortuna Saúl consiguió detenerlo. Primero con el pie, colocándolo de lado como hacen los futbolistas, el balón se elevó por el aire, sin embargo antes de que consiguiera sobrepasarle lo cogió por debajo con una mano como hacen los porteros y evitó que el pequeño Esteban de no más de seis años tuviera que correr calle abajo hasta el río, aquel día Esteban dijo: -¡Ala! -y-. ¡Gracias!
    Tiene que acordarse de eso -pensó Saúl-. Había también dos mujeres jóvenes aquel día en la calle, pero quizá ellas no se acuerden.
    -Danos todo lo que llevas. Todo.
    Saúl decidió que les daría todo, absolutamente todo, menos el bolsito de señora, eso no se lo daría jamás a nadie excepto a ella. Les dio su cartera, su reloj Esteban le arrancó el bolso de las manos, miró al Tuerto, le enseñó el bolso, lo abrió y lo puso boca abajo, sólo el pañuelo cayó al suelo, nada más. Los dos se echaron a reír y Esteban lanzó el bolsito a uno de los tejados.

    -Ahora vas y lo vuelves a coger -Y rieron de nuevo.

    Entonces Saúl tuvo la extraña convicción de que entre las sombras del callejón estaba la dueña del bolso y de que viva o muerta lo estaba presenciando todo y sin pensar en nada más le cruzó la cara a Esteban con una tremenda bofetada.

    Esteban tiene veintitrés años, y El Tuerto treinta y seis. Esteban le clavó la navaja en el vientre, dos veces, El Tuerto se la clavó una vez, en el pecho.
    -Y aún me queda sitio para otra puñalada -calculó Saúl, tumbado boca abajo en el suelo mientras escuchaba los pasos alejándose a la carrera. La luz amarillenta de la única farola hacía parecer que su sangre fuera marrón.

    Saúl se dejó ir del mundo lentamente, decidió hacerlo, hasta que escuchó risas de borrachos, de dos amantes borrachos, un hombre y una mujer. Reconoció en la voz del hombre a Felipe, y recordó todas las veces que en estos años había escuchado con atención sus historias. Los pasos se acercaron aún más y en el grito de la mujer reconoció a la sobrina del zapatero mudo. Intentó acaparar fuerzas para levantarse, imaginó que Felipe correría a buscar ayuda y que Sofía se quedaría junto a él, incapaz de dejarle solo ni por un sólo momento y si después de todo iba a morir sería con la cabeza apoyada en su regazo y no le importaría porque antes le podría contar todo lo que sintió aquel día en que la sorprendió bailando sola en la zapatería y la manera en que ella le miró y como probablemente la ama desde ese día, y no importa si amó también a otras, no se lo dirá, ella ya nunca lo olvidará y formara parte de su vida para siempre, y...

    -¿Quién es? -Dijo Sofía, bajando la voz todo lo que pudo.
    -Es Saúl.
    -¿Quién? Vámonos.
    -Es ese que siempre dice cosas raras de los números, ese que no esta bien te calcula los días que llevas vivo lleva siempre la gabardina...
    -Vámonos, déjalo, vámonos.
    -Espera, a ver si esta muerto.
    -No, déjalo, no lo toques, cuanta sangre, tengo mucho miedo.
    -Esto han sido el Esteban y el Tuerto, que andan por ahí esta noche.
    -Sí, pero nosotros no hemos visto nada.
    -Claro, como fue novio tuyo -Había ira en su voz, había rabia.
    -¡Sí! Por eso sé como se las gasta. Vámonos ya.

    Se alejaron, había excitación en sus pasos, probablemente antes de que amaneciera ya se lo habrían contado a alguien. Saúl se alegró de no haber tenido fuerzas para moverse. Se concentró en escuchar las gotas de lluvia chocando contra el empedrado, le hubiera gustado sacar las violetas del bolso y olerlas, recordó que ya estaban tiradas en el suelo, abrió los ojos por última vez en su vida y miró las nueve violetas mojadas en la misma lluvia que las iba arrastrando lentamente hasta su cara, las olió, aspiró profundamente su perfume mientras pensaba que ni el nueve, ni el cuatro, ni ningún otro numero tenían ningún sentido y no significaban absolutamente nada.

    <<<<<<<>>>>>


    Mariana
    Autor/a: Nomar
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/mariana.599452/


    Era uno de esos días rutinarios donde, arrastrando el alma y taladrando el suelo con los ojos, se va andando hacia el trabajo con ansias ya de regresar.

    ---Pssst, pssst, señor---Escuché una voz detrás de mí

    La curiosidad me hizo volverme. Allí, en el portal de una de esas casas que cada día veo sin prestarle atención, una viejecita con el torso erguido sobre su sillón de madera, me miraba fijamente. A su lado, otra mujer mucho más joven, me hacía señas para que me acercara.

    ---!Uf! ?Y ahora qué?---Pensé. Por un momento se me ocurrió continuar camino para no llegar tarde, pero una inmensa dulzura en los ojos de la anciana creaban un escenario imposible de eludir.

    ---Perdone señor que lo detenga pero quisiera dejarle saber algo que nos ha sucedido---Se expresó la mujer con pena y volviéndose hacia su compañera, que no paraba de observarme, prosiguió---Durante todo un año la he sentado en ese sillón para que sienta la brisa y vea, al menos, a los autos y las personas pasar, sin embargo, no le presta atención a nada. Su mirada siempre está fija en el horizonte, excepto cuando usted pasa, en las mañanas y las tardes.

    ---Bueno señora---Respondí un poco confundido---Me alegra que yo sea motivo de atención para ella, pero no tengo ni idea de qué ve en mí.

    ---Pero yo sí y quiero mostrárselo---Acto seguido, tomó una foto y me la enseñó en su mano.

    !Diablos! para mi sorpresa el hombre de la foto tenía un gran parecido a mí, tanto que, anonadado, no alcancé a proferir palabra. Gracias a Dios que, viendo mi estupor, la señora rompió el silencio respondiendo la pregunta que rondaba mi mente.

    ---Era su hijo y mi hermano, el hombre más dulce que jamás haya conocido. Venía a verla a menudo con un presente para ella, era su reina, su motivo de alegría---Pausó un momento para controlar la emoción. Luego siguió---La colmaba de besos, de abrazos y palabras lindas todo el tiempo y al final, terminaba pidiéndole que tocara una pieza en el piano... siempre lo hizo, hasta un día en que no regresó jamás. Hace un año murió en un accidente automovilístico.

    Esas palabras finales marcaron un silencio interminable, ahogando sus ojos en lágrimas contenidas, anudando mi garganta y liberando mis suspiros. No pude menos que arrodillarme ante aquella personita frágil de ojos suplicantes y tomar sus manos temblorosas. Algo mágico ocurrió entonces: Ella apretó las mías con toda la fuerza que pudo y, con una sonrisa triste, recostó la cabeza sobre mi hombro susurrándome al oído: !Ronald!. Y fui feliz en ese instante, feliz de haberle arrancado una sonrisa a la tristeza; de sentirme el hijo pródigo que devuelve el brillo a su mirada ausente y da consuelo a la madre tierna que nunca tuve.

    Desde entonces, la visitaba a menudo en las tardes, después de las faenas de mi empleo. Le llevaba regalitos y la colmaba de palabras dulces, como hacía Ronald. Al principio solo sonreía, después fue abriendo su corazón para contarme las historias más bellas de su vida que, tal vez un día escriba para perpetuar su memoria. Finalmente, me sentó junto a su tesoro, el piano, y con orgullo, como si fuera a revelar un gran secreto, levantó la tapa y se dispuso a tocar. !No sabría describir lo que acarició a mis oídos! !Las notas más hermosas y tiernas que jamás he escuchado! Resultaba increíble ver cómo sus escuálidos dedos se deslizaban con tal maestría, perfección y elegancia, que evocaban a bailarinas en el lago de los cisnes, enamorando mi corazón.

    Fueron seis meses de una relación hermosa y pura, hasta que comprendí que no hay nada eterno en esta vida. Cierto día, al regresar del trabajo, encontré la casa totalmente vacía, solo el silencio de sus paredes auguraba calamidad. Mariana estaba en el hospital reclamando mi presencia, y, aunque parezca asombroso, me atrevería a afirmar que esperaba mi llegada. Al verme, extendió sus brazos y me apretó contra su pecho y en un susurro imperceptible para todos, pronunció su nombre favorito: !Ronald!. Entonces, con una sonrisa hermosa, cerró sus ojos para siempre.

    Mariana se ha ido y con ella mis tardes alegres y mi papel de hijo que tanto amaba. Ya no cruzo su calle para no recordar su sonrisa ni escuchar las bellas notas de su piano, sin embargo, no puedo evitar volver la vista cuando alguien llama:

    ---Pssst, pssst.

    Creyendo que veré de nuevo a la viejecita de ojos dulces erguida sobre su sillón de madera, suplicando mi presencia.


    <<<<<<<>>>>>>


    Urdidores de sueños
    Autor/a: Jmacgar
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/urdidores-de-suenos.420745/


    Permanecí en la cama al acecho, con un ojo cerrado y otro abierto. Frente a mí, la hermosa luna del armario reflejaba algún destello de luz amarilla filtrado desde la calle por entre las cortinas del balcón. Cuando el ojo cerrado comenzó a introducirse por el oscuro pasadizo de Morfeo, bizqueé el ojo abierto hasta que en la penumbra del túnel comenzaron a brillar los reflejos ambarinos del espejo de donde salieron unos tres o cuatro (¿o eran mas?) pequeños seres alados con formas que mezclaban lo humano y lo animal, tal como se podría decir de un fauno o de una arpía, solo que estos eran aún más fantásticos. Necesitaría otro relato para poder describirlos con detalle –cosa que no descarto-, pero ahora vamos a lo que vamos, que debo ser breve.
    Portaban un baúl que pusieron al pié de la cama y, abriendo la tapa, sacaron un valioso bolígrafo atado a un cordón (¡caramba!, ¿no era el que se me había extraviado esta mañana?), luego un charco de aguas turbias, un poco de llovizna suave, una niebla espesa, un papel con algo escrito que pusieron ante mis ojos pero que no podía leer pues desconocía ese alfabeto, una piedra enorme al borde de un precipicio, el rostro de mi padre, que no era mi padre, diciéndome algo que no entendía…; entonces empezaron a revolotear alrededor de mi cabeza con todas esas cosas y las zarandearon anárquicamente hasta que fueron cayendo en mi mente conformando una historia increíble, fantasmagórica, angustiosa . Pero se acaba el tiempo de este cuento y debo dejar para otro día la narración del sueño que tejieron estos alados, pues certifico que narrar historias es el motivo por el que sigo viviendo, ¿o es que esta estratagema solo le iba a dar resultado a Sheherezade ?


    <<<<<<>>>>>>


    VII. POEMA Y PROSAS RESCATADAS

    Y devuélveme la vida
    Autor/a: Rosario Martin

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/y-devuelveme-la-vida.151297/


    Volaron las ilusiones
    se cerraron las ventanas,
    las que abrí con tantas ganas
    para que entraran pasiones.

    Cómo duele, vida mía,
    rechazar los sentimientos
    si son esos pensamientos
    bocetos de mi alegría.

    Pero tengo mil razones
    para olvidar este amor,
    no quiero yo más dolor
    ya no me quedan perdones.

    La suerte está repartida
    ha vuelto la inspiración,
    quédate con mi canción
    y devuélveme la vida.


    <<<<<<>>>>>>


    La mancha tamaño mosca
    Autor/a: Ciprés1957

    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/la-mancha-tamano-mosca.218910/

    Susto mayor me llevé esta mañana al levantarme de una larga noche de pesadillas y al mirarme al espejo. Una mancha negra tamaño mosca embarazada estaba posada en mi mejilla izquierda.
    Paso mi mano suavemente para palpar el bulto (la manchita tamaño mosca) pero para sorpresa en mi mejilla izquierda no sentía el promontorio que denote la presencia de esa rareza (la manchita tamaño mosca) pero lo curioso es que en el rostro del espejo continuaba firme y de vez en cuando se movía como acomodándose quien sabe porqué razón.
    Largo tiempo estuve observando la situación tratando de resolver el misterio pero lamentablemente fui interrumpido por la enfermera que venía a buscarme para el desayuno; luego me olvidé de la manchita tamaño mosca en mi mejilla derecha.



    VIII.- RECONOCIMIENTO AL JURADO


    Esas cosas de la sangre
    Juramuso/a: Nancysant
    http://www.mundopoesia.com/foros/temas/esas-cosas-de-la-sangre.612067/



    Esas tantas cosas de la sangre

    que antes fueron latidos de lo amado

    con la tarea ajetreada del ciclón sanguíneo,

    crearon sus óleos movedizos

    en las memorias y han seguido

    por las curvas del otoño

    hacia el horario de un inacabable invierno

    como fuliginosas viajeras en trasiego

    que fusionan el adiós de la breve estación

    con la gran distancia que alcanzamos.



    Aquellas tantas cosas del corazón-refugio,

    agibles a la mezclada costumbre de amar

    que transitaron con las tempranas hogueras

    de los amaneceres que se mueven dentro,

    extraviaron el brillo de la ilusión que hablaba

    y la obra esparcida del feliz calor solo exhibe

    la sequía repetible del fuego y su cansancio,

    cuando el frío las confronta, las circunda

    y las hospeda en la claroscura cavidad

    de los recuerdos que se van olvidando,

    desde la pasión a la nostalgia, a ser los mismos.




    Esas muchas cosas de tus venas

    que se unieron a la fuerza de quererte

    con la creencia de un pedazo más eterno

    arribaron a un paisaje elegido por la lluvia

    y han encontrado la perfección del agua...

    Van a la deriva, ahogando sus formadas lejanías

    y adquiriendo la exacta identidad del río,

    que entre dos orillas de lado a lado vive,

    mientras continúa..., continúa rodando.


    <<<<<<>>>>>


     
    #1
    A malco y spring les gusta esto.
  2. Mamen

    Mamen ADMINISTRADORA Miembro del Equipo ADMINISTRADORA

    Se incorporó:
    17 de Diciembre de 2008
    Mensajes:
    18.669
    Me gusta recibidos:
    1.984
    Género:
    Mujer
  3. EBAN

    EBAN Miembro del Jurado Miembro del Equipo Miembro del JURADO DE LA MUSA

    Se incorporó:
    12 de Octubre de 2007
    Mensajes:
    4.584
    Me gusta recibidos:
    1.495
    Género:
    Hombre
    Felicitaciones a todos los ganadores ....disfruten este merecido reconocimiento
    que se otorga a sus letras.
    Feliz 2017.

    Eban
     
    #3
    A Mar_ le gusta esto.
  4. spring

    spring Poeta que considera el portal su segunda casa

    Se incorporó:
    31 de Marzo de 2015
    Mensajes:
    7.008
    Me gusta recibidos:
    6.924
    Género:
    Mujer
    Mis felicitaciones a todos por su merecido reconocimiento.

    [​IMG]
     
    #4
    A Mar_ le gusta esto.
  5. Gustavo Cervantes

    Gustavo Cervantes Poeta que considera el portal su segunda casa

    Se incorporó:
    15 de Abril de 2006
    Mensajes:
    2.310
    Me gusta recibidos:
    502
    Género:
    Hombre
    felicitaciones ...
     
    #5
    A Mar_ le gusta esto.
  6. luis prieto

    luis prieto Mod. Melancólicos, Generales, Clàsica interactiva. Miembro del Equipo Moderadores

    Se incorporó:
    28 de Julio de 2014
    Mensajes:
    7.690
    Me gusta recibidos:
    6.778
    Género:
    Hombre
    Felicitaciones de todo corazón por tan merecido reconocimiento.
    Un fuerte abrazo y felices fiestas.
     
    #6
    A Mar_ le gusta esto.
  7. Rosario Martín

    Rosario Martín Poeta que considera el portal su segunda casa

    Se incorporó:
    21 de Agosto de 2007
    Mensajes:
    8.638
    Me gusta recibidos:
    1.982
    Género:
    Mujer
    El poema es uno de mis primeros intentos de poesía
    y algo más...Sirva para hacer homenaje a estos nueve años de estancia
    en Mundopoesía y de agradecimiento a aquell@s que pasaron por aquí
    y ya no están.Leo los comentarios y no puedo evitar la tristeza
    por los que se fueron para siempre...
    Gracias, compañer@s,que 2017 sea algo más que 365 días.
     
    #7
    Última modificación: 29 de Diciembre de 2016
    A Mar_ le gusta esto.
  8. Mar_

    Mar_ Moder.: Amor y Surrealista. Con alma de Lobezna Miembro del Equipo Moderadores

    Se incorporó:
    7 de Octubre de 2012
    Mensajes:
    14.532
    Me gusta recibidos:
    9.350
    Género:
    Mujer
    ¡FELICITACIONES!

    A todos por sus reconocimientos poéticos, espero que el próximo año sigamos por esta senda de amistad y poesía, y poder seguir compartiendo este espacio donde cada uno dejamos un pedacito del alma de poeta que llevamos dentro.
    Aprovecho para dejarles mis más sinceros y mejores deseos de paz,
    amor y dicha para este nuevo año 2017 que ya se va a asomando en el horizonte.
    Abrazos sinceros para cada uno de ustedes.


    [​IMG]
     
    #8
    A Gustavo Cervantes y spring les gusta esto.
  9. malco

    malco El solar de la palabra

    Se incorporó:
    24 de Febrero de 2015
    Mensajes:
    8.674
    Me gusta recibidos:
    7.546
    Género:
    Hombre
    ¡¡¡FELICITACIONES !!!
    A
    LOS GANADORES...
     
    #9
  10. Luis Adolfo

    Luis Adolfo Miembro del Jurado Miembro del Equipo Miembro del JURADO DE LA MUSA

    Se incorporó:
    12 de Febrero de 2015
    Mensajes:
    7.485
    Me gusta recibidos:
    6.159
    Género:
    Hombre
    Enhorabuena poetas y poetisas. Qué disfrutéis de estos merecidísimos reconocimientos.
    Un abrazo para todos. Felices fiestas.
     
    #10
  11. Nancysant

    Nancysant Miembro del Jurado. Miembro del Equipo Miembro del JURADO DE LA MUSA

    Se incorporó:
    5 de Junio de 2011
    Mensajes:
    27.797
    Me gusta recibidos:
    7.046
    Felicitaciones a todos los poetas ganadores.¡Enhorabuena! Mis mejores deseos para todos. Feliz Año Nuevo.
     
    #11
    A MARISOL PÉREZ le gusta esto.
  12. MARISOL PÉREZ

    MARISOL PÉREZ Poeta fiel al portal

    Se incorporó:
    11 de Febrero de 2012
    Mensajes:
    935
    Me gusta recibidos:
    470
    #12
  13. Daniel Borrell

    Daniel Borrell Poeta que considera el portal su segunda casa

    Se incorporó:
    23 de Mayo de 2015
    Mensajes:
    9.158
    Me gusta recibidos:
    7.190
    Género:
    Hombre
    Felicitaciones sinceras desde lo más profundo del corazón a todos los amigos poetas que han recibido sus muy merecidos galardones, saludos Daniel
     
    #13
  14. LUZYABSENTA

    LUZYABSENTA Miembro del jurado Miembro del Equipo Miembro del JURADO DE LA MUSA

    Se incorporó:
    21 de Octubre de 2008
    Mensajes:
    39.288
    Me gusta recibidos:
    11.799
    Género:
    Hombre
    Felicidades para todos los que han sido seleccionados y reconocidos por sus obras.
    luzyabsenta
     
    #14

Comparte esta página