1. Invitado, ven y descarga gratuitamente el cuarto número de nuestra revista literaria digital "Eco y Latido"

    !!!Te va a encantar, no te la pierdas!!!

    Cerrar notificación

Viendo entradas en la categoría: poema dedicado al AMOR

  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]


    Sostén mi luna en tus manos,
    no dejes que se apague su luz;
    yo dentro de ella busco un cielo,
    un cielo donde pueda habitar mi verso sin tu cruz.


    Mis versos hechos de esferas mágicas, liberadoras,
    tu cruz que me clavó en lo más alto del madero.


    Sostén mi luna que aún no te he olvidado,
    sostenla todavía un poco más, por un tiempo por favor.
    Deja que me redima de tus besos,
    de tu voz, de tu risa, de tus embelesos;
    no me dejes caer aún.
    No te he puesto el clavo del olvido todavía.
    Aún falta un poco,
    para borrar las nubes grises de tu desamor
    e ir resuelta
    en busca de una nueva luz de redención.


    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados
    A BEN. le gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    ¿Cómo me recuperaré de los dardos de tu amor?
    ¿Cómo reviviré los pétalos de mi alba flor?
    Si pasaste como trueno, como huracán,
    dejándome clavados tus sellos en mi piel,
    y devastada, en desastre de tu cisma quedé.


    Dime, ¿cómo resucitaré los sueños que te di?
    ¿Cómo me devolverás el perfume de los besos que te ofrendé?
    ¡Cómo por Dios!
    Cómo reponerme,
    si te di todo mi amor a barcas llenas,
    y ahora vacía sin hojas me quedé.


    Para ti es fácil decir, ¡esto se acabó, olvídame ya!
    Hombre sin corazón,
    yo no puedo olvidar tan fácil,
    yo no soy una madera inconsciente,
    yo soy una azucena sensible,
    hoja sensitiva que aún con el beso del viento se estremece,
    esa chica ilusa que aún cree en los tintineos de las palabras de amor,
    paloma que no actúa con doblez y cree en el mástil del honor.


    No entiendo cómo,
    loca, ciegamente te amé,
    sin medir mis hilos de ternura infinita.


    Si te ibas a ir hombre de papel,
    ¿Por qué mis labios libaste?
    ¿Por qué de tiernas caricias me llenaste?
    ¿Por qué sellaste mi piel en tu piel?


    ¿Cómo iba adivinar que te ibas a fugar
    y dejarme rota, tan rota de mí?
    Sola, tan sola sin mí.


    No, no es fácil olvidar un amor que mi alma hechizó,
    no es fácil tirar al basurero una pasión que quemó mi piel.


    Tú te quedarás con tu sarcástica crueldad,
    yo, mis hojas sensibles llevaré a otro lugar
    y se las regalaré a alguien que si sepa amar de verdad.



    Autora Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados.
    A BEN. le gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas

    [​IMG]


    Vivo en tus ojos
    y aunque pretendas arrastrar mi recuerdo,
    despedazarlo, triturarlo, demolerlo,
    siempre te perseguirá.
    Sentenciado estás hombre pequeño.


    El llanto que derramé por ti
    las noches sin dormir,
    como búmeran regresarán a ti.


    Siempre seré la gaviota que migra hacia ti.
    Mis ojos clavados en tus ojos siempre permanecerán
    como tatuajes vivientes.
    No te resistas, no huyas hombre pequeño,
    mi sombra te sigue,
    te seguirá juguetona hasta la eternidad.




    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados
    A Agus Mcpoets le gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas

    [​IMG]
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]


    En el valle del amor

    se entrega rendida el alma,

    se respira paz y calma,

    se prescinde del dolor.


    En el valle enamorado,


    suenan címbalos muy tiernos,

    sientes el beso esperado

    que te abriga los inviernos.


    Brillan luces de colores,


    de emoción vas a temblar;

    en sus vívidos olores

    absorto vas a quedar.


    Autora Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados




    A bristy, BEN. y Lorelizh Beye les gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]



    Explota el amor en la fresa roja de tus besos;
    el amor hace ¡Boom! en sus jugos y embelesos.


    Siento el sabor agridulce
    treparse en mis labios,
    ¡Hay cortocircuito en mi corazón!


    Deja tu néctar delicioso
    en mis comisuras,
    aplaca la pasión en tu zigzag excitante.


    En la fresa roja de tus besos quiero habitar
    libando eternamente en su sabor.


    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados
    A BEN. le gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]



    Si hasta el infierno parece cielo si estás tú,
    si hasta el sol parece que no quemara en su melenas largas;
    si hasta la lluvia parece que no mojara a tu lado, vida mía.

    He sentido los mejores universos a tu lado,
    me has recreado como mujer nueva en tus jardines iluminados,
    ¡Cuántas veces he deseado morir en ti
    o morar perpetuamente en tus almenas!

    Sí, al averno me sumerjo para llegar a ti,
    cruzo lunas y océanos inmensos
    solo para verte, mi celeste criatura.

    Tú eres cielo,
    el mas ancho cielo,
    de desprendimiento y entrega para mí.

    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados
    A Ulpiano le gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    Me enredaste con tus mañas,
    ¡Tú, tejedor de marañas!


    Me tendiste la celada,
    con pericia trabajada,
    por tu hábil mente ideada,
    y con pericia creada.


    Pronto caí en tus enredos;
    me tenías en tus dedos.


    Me establecí en tus entrañas,
    a tu nombre sujetada
    y a tu afecto de remedos.


    Tus viñedos,
    marcaron mi perdición;
    fuiste mi loca obsesión.



    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    Detrás de nuestras caretas,
    detrás de nuestras simuladas indiferencias,
    detrás de nuestros enojos,
    el amor siempre respira latente.


    Nos vemos nos saludamos fríamente,
    nos hacemos los sordos y mudos
    cuando no congeniamos.
    Pero en lo profundo del alma
    somos los mismos seres que siempre nos amamos.


    Caracteres diferentes,
    hormonas alborotadas,
    problemas del día
    no apagan el amor que nos profesamos.


    Quitémonos las máscaras,
    vivamos en la verdad:
    que yo te amo y tú me amas
    con pasión desmedida.


    Un poco de paciencia,
    calmará el fuego
    y sanará las heridas.



    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-derechos Reservados
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    Cuando tú me besas,
    el cielo se hace estrella,
    la nube se hace rosa,
    las piedras brillantes centellas.


    Cuando me besas,
    el día se hace mas claro,
    el aire, mariposas en ferviente vuelo enamorado.


    Oh, divino Dante, cuando me besas,
    el universo se hace estático en mis veredas.
    No existe otro ser a quien mirar,
    que no sean tus pisadas, tú figura,
    la dulzura de tus ojos.


    Cuando me besas, amor;
    electricidad apasionada recorre mis laderas,
    me hago niña entre tus dedos,
    pequeña flor frágil en sedienta espera.


    Cuando me besas
    criatura nueva soy,
    pasó lo viejo
    todo es nuevo a tu lado.


    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados
    A Lorelizh Beye le gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]


    No puedo amarte,
    aunque me roce la luz de tus ojos en mi mente
    y tu voz de violines toque la fontana de mi ser.
    No puedo amarte
    porque eres hombre prohibido para mí


    No, no puedo amarte aunque el fuego de tus besos por dentro me queme,
    aunque me incendie de pasión por ti.
    Aunque llore de rabia
    sabiendo que eres una fruta que me provoca
    pero jamás podrá ser mía.


    Vuelvo a la cordura.
    No puedo amarte,
    porque no puedo tocar, ni desear, lo que no es para mí;
    mejor como un río libre lo dejo ir.

    En el horizonte despejado,
    me esperan nuevos motivos para vivir.



    Autora:Edith Colqui Rojas-Derechos Reservados
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]
    Lágrimas de mujer,
    como plumas flotantes caen
    de tus ojos,
    se inyectan de pena
    recorren la piel tersa abandonada.

    Lágrimas coloridas,
    de penas diversas,
    gotean incansablemente,
    son crenchas de desamor;
    son caracolas mojadas de tristeza.

    Él no llegó a tu nido hoy,
    y revolotean por tu cara
    los halcones del dolor.

    Aterriza la melancolía en tu rostro de seda.
    El iris de tus ojos luce cansado,
    agotado en la decepción.

    Mujer levántate,
    que la pena no te aplaste,
    ¡Hay otros cielos qué descubrir!

    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    Tus besos de invierno, no son fríos,
    me calientan en sus copos de ternura;
    ¡En calurosa pasión!

    No necesito el sol para amarte,
    no necesitas la primavera para decirme: flor de mis días.

    Nuestro amor está intacto
    en el invierno.
    Nos amamos con fuego de amor encendido.
    La nieve fue solo un pretexto
    para amarte mas.

    Los pinos cubiertos de nieve
    celebran nuestro romance.
    El frío congela sus ramas
    pero no sus sueños.

    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos Reservados


  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    En nuestra florestas
    erupciona la pasión,
    nuestros pétalos uno a uno se deshojan
    en éxtasis burbujeante.


    En nuestro festín de amor,
    yo me sumerjo en tus puentes y enredaderas.
    Tú mis cielos exploras
    con arte y elegancia encantadora.


    Ven, mi caballero misterioso,
    Ven a nuestro festín;
    cabalga en mi cuerpo sedoso
    y deja tu sello imborrable
    de flores y lavandas loables.
    Yo tu pajarilla tierna,
    subiré a tus árboles con dulzura,
    con ansias y con premura,
    gozaré jubilosa de las mieles de tu albura.


    Festín enamorado
    de rosas y mares embriagados
    es tu amor y el mío.
    En tálamos apasionados,
    tocamos la sensualidad en su mejor punto.


    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-perú-Derechos Reservados POEMA REGISTRADO PROHIBIDA SU COPIA TOTAL O PARCIAL

    .
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]
    Como la proa corta el agua
    queriendo vencer las olas,
    así tu amor me hiere,
    queriendo vencer mi voluntad.


    Tu amor se hace aniego en mi alma
    se derrama a cántaros por mis ventanales
    y no lo puedo evitar.


    Soplan los vientos de tus recuerdos
    ¿Acaso el sol no se ha enamorado nunca del mar?
    lo ve todos los días
    es lógico que se fije en él.
    Es difícil borrar las marejadas de tus besos,
    arrancar del alma las palmeras de caricias
    que rozaban suavemente mi piel.


    Siendo los mismos
    ahora somos diferentes,
    tu boca vuela en otras bocas,
    mi mirada se planta en otros ojos,
    pero nuestros corazones
    aun siguen atados, uno al otro sin remedio.
    Somos un solo universo disperso
    por culpa del destino.



    Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-derechos Reservados