1. Invitado, ven y descarga gratuitamente el cuarto número de nuestra revista literaria digital "Eco y Latido"

    !!!Te va a encantar, no te la pierdas!!!

    Cerrar notificación

Los celos

Publicado por spring en el blog Inventándome primaveras.... Vistas: 158

Mi vida con Ma´Julia y cuando se extraña el amor y la compañia...


[​IMG]
Bajo el mismo techo la abuela vivía con nosotras en una casa donde las mujeres éramos mayoría, a ella le gustaba esto porque gozaba de una enorme ventaja, pues bajo cierta limitación física, nos necesitaba para realizar su hobby en el hogar “revisar y mover escaparates” muebles de madera eterna que atesoraban historias familiares, su entretenimiento consistía en sacar todo mientras comentaba cada cosa, limpiar y reacomodar todo de nuevo agregando comentarios. Todo esto tomaba mucho tiempo.
Era una labor agradable cuando niñas, pero con el paso del tiempo ya jóvenes universitarias esa disponibilidad para su atención decreció, lo que a Ma´Julia no le agradaba, nos cazaba como a un animalito en el monte para jugar con él, en busca siempre de buena compañía para hablar de sus intimistas historias.
Mis hermanas y yo caminábamos descalzas en puntica de pie, calladitas para que no nos sintiera, la esquivábamos.
Ah, pero la astuta Ma´Julia, nos conocía hasta el respirar, el ritmo de nuestro corazón, el fluido de nuestra sangre en las venas, repentinamente al ver el visaje nos hacia un llamado por los dos nombres como de costumbre cuando estaba molesta o era algo serio, ella decía que todas las mujeres se llamaban María como la madre de Dios.
Al no responder a su equivoco o no llamado pronunciaba todos nuestros nombres seguidos ja ja ja, cualquiera debía responder ¿cierto? A quien atrapaba, decía yo no soy a quien llamas, pues para ese entonces ya había perdido mucho su visión, a lo que ella respondía:
_ Entonces de ahora en adelante voy a llamar solo a María Puñeta un solo nombre para todas.
Su María Puñeta con frecuencia como excusa decía no puedo ayudarte, voy para la universidad, se molestaba haciendo muecas de desagrado, manifestando sus “CELOS” por falta de atención, en sus acostumbrados discursitos jocoso decía:
_ Neverrrsiidaaaa, neverrrsiidaaa, cuando estén en la neverrrsiidaaa, tómense un ratico para que descansen el intelecto y piensen de que les va a servir la neverrrsiidaaa cuando estén viejos, sin aliento y sin nadie que les atienda porque van pa´la neverrrsiidaaa.


Oh, por Dios, era un llamado a nuestra conciencia, a la sensibilidad humana, una demanda de atención, sus celos bien fundados, decían a gritos “LAS QUIERO AQUÍ MI NIÑAS”.

Nos reunimos como de costumbre para darle una pronta solución a tan inmediata demanda, cada quien tenía el deber de tomar de su tiempo un espacio exclusivo para las necesidades emocionales de nuestra Ma´Julia.

Un tema para reflexionar, pues la agitada vida nos envuelve egoístamente en nuestro individualismo, olvidando a los ancianos, seres que representan nuestra propia existencia y que no por viejos dejan de ser humanos y útiles a la sociedad, ¡sii, útiles! la herencia moral y sabiduría de un anciano es invaluable.
Necesitas tener sesión iniciada para dejar un comentario