1. Invitado, ven y descarga gratuitamente el cuarto número de nuestra revista literaria digital "Eco y Latido"

    !!!Te va a encantar, no te la pierdas!!!

    Cerrar notificación

Viendo entradas en la categoría: POEMA DE AMOR - Página 6

  • Anamer
    Prisionera de tus labios.jpg

    Me gusta despertar
    prisionera de tus labios
    con tus besos en mis hombros,
    ¡tan cerca de nosotros!


    Tus dedos tejiendo mis cabellos,
    mis ojos abrochados a los tuyos,
    después de atravesar la noche
    con el cielo abrazado
    a nuestras sombras.


    Acurrucada a tu costado,
    más allá del paraíso o del infierno.

    Y amarnos en el oleaje de la luna
    que nos contempla calladita
    y nos sonríe.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]

    A bristy, Lorelizh Beye y Gustavo Cervantes les gusta esto.
  • Anamer
    La inmensidad de un te amo.gif


    En el resplandor azul del universo,
    aprendemos a entregarnos,
    se iluminan las risas
    en el verdadero sueño,
    solo tus ojos, silencio, quietud.


    Me aprieto entre tus brazos,
    la mañana se esconde
    detrás de la montaña,
    se despereza entre la niebla,
    y mientras recorres mis piernas
    con la suavidad de tus manos,
    mis versos se silencian en la boca
    mordisqueando tus labios.


    Solo queda decir una palabra,
    y en ese frenesí se levanta mi voz
    como un poema de otro mundo,
    de otro amor, de otro yo,
    pero con un mismo rostro
    y un mismo corazón.


    No sé dónde se encienda el clamor,
    pero en su origen quedó un suspiro
    que guardo para ti, como un regalo,
    la inmensidad de un te amo.

    Volvamos de nuevo a la luz,
    a la belleza, al encuentro de ese amor
    con el que siempre soñamos.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]




  • Anamer
    [​IMG]

    El tiempo y la distancia
    me devuelven a la noche,
    al silencio donde nacen los anhelos,
    a tu voz que susurra en mis oídos,
    como esas noches de luna.


    Aturde la luna – dijiste -
    y yo quería solo despertar
    mis labios cerca de los tuyos,
    como una sonrisa, como ese lucero
    que enciende en la oscuridad,
    deseos olvidados.


    Ven, acércate a mi pecho – susurraste -
    y se abrieron los cielos en tus brazos,
    es que mi cuerpo sabe cuando estás,
    -escucha el latido de mi sangre –
    y me miraste con la certera sumisión
    del amor que nos habita.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]


    A Lexema y Gustavo Cervantes les gusta esto.
  • Anamer
    [​IMG]

    Me gustaría regalarte un sentimiento,
    que llene de colores
    tus párpados cansados,
    como la historia de un amor prometido,

    que remontando el vuelo,
    contenga cada beso
    en la noche de tus labios.

    El misterio de unos ojos encendidos,
    que despierten tu ilusión
    y te hagan sucumbir al deseo,
    al frenesí del amor,
    mientras hago el ejercicio
    de habitar tus pensamientos

    sin que despliegues tus alas.


    Regalarte un alba pintada de sol
    que se adueñe de mi vientre,

    nos sumerja en la locura de la piel,
    en el sudor de los suspiros,
    y que en la certeza del amor
    nos funda en el horizonte
    como el punto final del universo.

    Ana Mercedes Villalobos

    [​IMG]


    A bristy, Annamb, NUBE ATARDECER y 1 persona más les gusta esto.
  • Anamer
    Pintando de otoño mis siemes.jpg

    En la ternura de tus brazos
    se mecen mis anhelos
    haciéndose sol de verano.

    Llega el gozo de tu amor
    mimando la mirada
    tornándose mañana
    en una esquina de mis labios.

    El silencio aprisiona mis pesares,
    que discurren en el tiempo,
    mientras se pinta
    el otoño en mis sienes,
    y una sutil compañía colma mis espacios.

    Transeúnte en el capricho de las horas
    posas la luna en mis nostalgias
    acurrucando de ocasos las palabras.

    Así sostienes mis latidos,
    en los cordeles que me mueven,
    que me permiten transitarte
    hasta que el incansable roce
    rompa sin remedio tus hilos.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]
    A claudiorbatisti y bristy les gusta esto.
  • Anamer
    [​IMG]

    Pintas el sonrojo de mis labios
    con la dulzura de tu dedo,
    es como esa inmensidad
    del océano, por donde vago,
    cuando estamos en silencio.


    Me extravío en tus ojos,
    y te hablo desde un verso,
    más no sé si escribo,
    o las palabras me llegan desde
    la profundidad de tus pupilas,
    tan cerca, tan íntimas.


    Eres tú entre todos,
    tú, mi paisaje y mi destino,
    tú, el amor que me tiembla,
    desde ese rincón donde
    converge nuestro tiempo.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]
    A claudiorbatisti y bristy les gusta esto.
  • Anamer
    Nuestras manos.jpg

    En silencio nos tomamos de la mano,
    porque siempre hay un silencio entre los versos,
    una pausa entre nostalgia y nostalgia,
    una risa traviesa que nos empapa la cara.


    Estoy contigo atrapada en tu rostro
    siento tus dedos en los míos,
    tan cálidos, tan tuyos, tan de nosotros.


    Vas a mi lado sin mirarme
    y mi corazón cuenta sus latidos,
    no importa el tiempo, los años, la vida.


    Tu mano es mi fe, mi confianza,
    la voz que me penetra la piel con cada roce.


    No hay prisa,
    contigo no hay noches no hay días,
    solo esa estrella que respira en mi oído
    me hace saber que estamos vivos
    y que somos tú y yo
    en esta inmóvil mañana de enero.


    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]
    A bristy le gusta esto.
  • Anamer
    Perdida en ti.jpg

    Perdida en tus pupilas
    me pasaría la vida,
    tus manos en mis manos
    volaría a la inmensidad,
    tocaría las estrellas
    en mi deseo de amarte,
    cada día, cada instante
    de ti a la eternidad.


    Perdida en tus pupilas
    soñaría con tocarte,
    en notas de colores
    tu piel contra mi piel,
    hundiría mi mejilla
    en tu pecho palpitante,
    y allí me quedaría
    sumiéndome en tu miel.


    Perdida en tus pupilas
    me pasaría la vida,
    añorando en un suspiro
    el almíbar de tu ser,
    el aleteo breve
    de tu alma que no es mía,
    rozando con mi aliento
    un amor que nunca fue.
    las estrellas

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]

    A Jasiel Morales Castro le gusta esto.
  • Anamer
    [​IMG]

    Mi hogar son tus ojos, esa mirada
    traviesa que invita al deseo,
    a la súbita emoción de rasgarnos
    la piel a besos para matizar el eco
    que pronuncia nuestros nombres.

    Mi hogar es la suavidad de tu cuerpo
    que brilla junto al mío, ese deambular
    de tus manos por mi vientre,
    de mi sangre por tu sangre, como
    un trueno que estremece al universo.

    Mi hogar es el punto exacto de tu pecho
    en que recuesto mi cabeza, para escuchar
    tu corazón en su alocado galopar,
    o el momento justo en que todo deja
    de existir, para volverse infinita madrugada.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]

  • Anamer
    [​IMG]

    Se abre como un pétalo
    con los ojos al sol,

    implorando ese último
    rayo que resbala hacia
    el costado.


    Húmeda la tarde se
    bate en retirada,
    desde la cima se oye
    el canto del ave
    que regresa.

    Y fue la luz la que
    finalmente nos condujo.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]

    A bristy le gusta esto.
  • Anamer
    [​IMG]

    Te escribes en mi piel
    con esa gracia táctil que derrochas,
    - las estrellas de tus ojos te delatan -
    quieren tus labios abrazarse a mis pechos
    mientras los besos se apoderan de la noche,
    y es que en un solo amor
    caben dos cuerpos.

    Juntas las bocas acompasan su risa
    bajo una misma tormenta.

    Y esa agitación de manos
    rozando nuevamente el horizonte,
    nos coloca vientre a vientre
    leyéndonos - como a un poema -
    acústico vaivén de dos tiempos,
    círculo húmedo donde te meces como oleaje.

    A los pies del día la brisa nos reclama,
    y en ese leve soplo de aire,
    escuchamos nuestros nombres,
    pronunciándose.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]
  • Anamer
    mariposa31.jpg
    Como viento de verano

    llegan tus besos a mi boca,
    empapándome los labios.


    Resbalando hacia mis pechos,
    se abrazan ávidos,
    acariciantes, desnudos ,
    girando y girando.


    Permanecen cautivos
    vistiendo mi cuerpo,
    danzando en armónicos acordes,
    midiendo cada paso.

    Y en cascada cristalina,
    se desgranan, bordándose
    de nuevo a mi piel,
    noche tras noche,
    siempre girando.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]


  • Anamer
    Amar después del amor.png

    Mi quietud se rompe en tu rostro,
    en esa risa que retoza en tus labios
    en la inmortal infinitud del universo.


    Entre tus huellas se van agitando
    los nombres, como quebrándose
    en la delicada sombra de la noche,
    como en un paraje desierto,
    donde sólo permanecemos tendidos ,

    bajo un manto de estrellas.


    El abrazo comienza en tu boca como
    un verso que se hospeda en la voz,
    haciendo la luz más allá del amor,
    más allá del horizonte, al otro lado del mar,

    con todos los azules vulnerando nuestro vuelo.


    Allí descubrimos los matices,
    y sin prisas, nos amamos
    en un acople de pieles
    con las manos enlazadas,
    entregándonos a la caricia suave
    del viento que susurra, que gime

    acompasando nuestro aliento.


    Y en ese amor que nos fue creciendo,
    nacimos generosos en entrega,
    para seguir amándonos después del amor.

    Ana Mercedes Villalobos

    [​IMG]

  • Anamer
    [​IMG]

    Con el futuro a cuestas
    se adueña la mirada del azul,
    una sonrisa robada

    a la última rosa

    cultivada en su jardín,
    aflora en la brisa
    que va robando
    las hojas secas.


    Frágil y orgullosa,

    se eleva sobre la tierra
    que oculta sus tristezas,

    de frente a la vida
    recorre los caminos,
    con los pies descalzos,
    buscando un motivo
    para desterrar su soledad.

    Ana Mercedes Villalobos
    [​IMG]
  • Anamer
    El lenguaje del amor.jpg

    Aferrada a tu piel con las
    manos pobladas de tiempo,
    me asomo con sigilo al otro
    lado de la luz, donde se
    pierde la mirada.
    Hoy todo me retiene
    y me separa, como
    un soplo de aire sediento
    de esperanza.

    Me escribo desde el eco
    de mi cuerpo que se repite
    en el sosiego de la noche,
    inquieta por esa parte
    de ti que se ausenta
    o esa voz que se sembró
    en mis entrañas,
    donde las letras
    no perciben mi presencia,
    sólo me guían en la penumbra
    hasta asomarse al horizonte.

    Entonces pactamos la tregua,
    mientras intento descubrir,
    el lenguaje del amor en que callamos.

    Ana Mercedes Villalobos

    [​IMG]