1. Invitado, ven y descarga gratuitamente el cuarto número de nuestra revista literaria digital "Eco y Latido"

    !!!Te va a encantar, no te la pierdas!!!

    Cerrar notificación

Viendo entradas en la categoría: Poema gótico-misterioso.

  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    Llegada la noche,
    un séquito de brujas en fila van,
    vestidas de negro y cantando una música infernal,
    Adelante van las más vetusta
    y las más jóvenes con sus calabazas en la mano van.
    Se interna en el oscuro bosque
    y encienden una fogata
    y danzan alrededor de ella,
    levantan las manos,
    y profieren sus mágicas palabras hechiceras
    ¡Waho¡ !Mingho¡¡Ghony!Wualap ¡wualap!
    Las jóvenes sacan de sus calabazas
    restos de niños
    y lo arrojan al fuego,
    y este prende en altas llamas.
    Ellas ríen, ríen a carcajadas,
    y bailan más desenfrenadas aún alrededor del fuego ardiente.
    Otras cojen sus escobas y vuelan cerca alrededor de las llamas
    ¡Y no les queman!

    El ritual continúa,
    invocando a Satán,
    quien ya viene en sus capas negras,
    entra en el centro de las llamas y se lleva las cenizas
    de los pedazos de niños ya quemados.
    Se los lleva en una bolsa
    El fin del rito viene ya,
    El diablo o satán
    saciado está.
    *Autora : Edith Elvira Colqui Rojas-Perú.

    Derechos Reservados

    *Advertencia: Ésta es una obra meramente literaria.
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    upload_2016-7-21_0-52-37.jpeg upload_2016-7-21_0-54-26.jpeg
    Una casa antigua del siglo XVI.
    Extraños hechos suceden uno tras otro.
    Las cosas desaparecen de su sitio
    y aparecen en otro.
    ¡La cocina se prende sola¡
    ¡Ese cuadro no estaba allí!
    Se mueven las taza y los platos.
    La mesa vibra.
    ¡Qué miedo!

    En los cuartos las luces de la velas se prenden y pagan.
    Por las ventanas entra un viento que silva.
    ¡Se mueven las cortinas!
    Se escuchan ruidos extraños aterradores:
    Llantos de niños, risas de hombres, mujeres que gritan.


    Es la casa de actividad paranormal
    con extraños seres blancos translúcidos, que entran y salen.
    Nadie dura en esa casa maldita.
    En una semana cambio de inquilinos 7 veces.
    No aguantaron el terror y el espanto.
    Les carcome el miedo.
    ¡No, no entres!
    Puedes morir de susto.

    *Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú
    A nelida moni le gusta esto.
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG][​IMG]
    Gritos y llanto en la ciudad.
    Gente asustada, aterrada.
    ¡Los zombis nos invaden!


    Zombis, monótonos, acres.
    La mirada fija. Los ojos brillantes.
    Están en todas partes.
    En los restaurantes, en las tiendas, en las discotecas.
    ¡En tu casa!


    Zombis asesinos. Que te comen hasta el alma.
    Te dejan como muerto.
    Con los ojos inertes
    Sin vida.


    Quieren apoderarse de la tierra.
    Ser un ejército poderoso.
    Exterminar la raza humana.
    Los zombis lo logran. ¡Casi toda la tierra ahora es zombi!
    Son despiadados .Atrapan por el cuello a sus víctimas.
    Los degüellan. Los comen y les absorben hasta el alma.
    Ni la policía, ni el ejército pueden con ellos.
    ¡Las balas no les hacen nada!


    Quieres defenderte: Gritas, corres, pero es en vano.
    ¡Te absorbieron!
    Ya eres uno de ellos.
    Que pena.
    La tierra es ya,
    planeta de zombis.


    *Autora: Edith Elvira Colqui Rojas - Perú

    (Derechos reservados)
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG][​IMG][​IMG]
    Son las tres de la madrugada
    Gélidas sombras escapan de sus tumbas
    hambrientas de sangre
    Son varios días de noches sin víctimas
    el estómago les pide alimentos,
    cruentos
    Caminan prestos a la ciudad,
    con ropas desgarradas y polvo mugriente
    Son espectros violentos que atacan a sus víctimas y las dejan inertes...

    En la ciudad doliente se oyen quejidos sufrientes
    Niños que lloran, mujeres que gritan, hombres aterrorizados...
    Los espectros son asesinos en serie, cogen cuchillos y se lo clavan ala gente.
    Otros se gozan destruyendo todo a su paso
    vuelan por los aires, papeles, restos de mesas rotas, esquirlas de vidrio,
    Todo es un caos en la ciudad de las sombras
    Los espectros quieren aniquilarla, destruirla por completo
    Muchas cabezas ruedan por el piso con sangre, mucha sangre
    Mujeres con ojos níveos y muertas de terror,
    pedazos de piernas y manos sangrientas
    Los espectros han saciado su sed destructiva y regresan a sus tumbas,
    todos manchados de sangre.
    Mañana sera otro día...


    Autora-Edith Elvira Colqui Rojas
  • Edith Elvira Colqui Rojas
    [​IMG]

    Un hombre de mirada sigilosa.
    Acecha en la noche.
    Lleva una capa y sombrero negro.

    Cruza veloz la acera mojada,
    Se esconde entre callejones.
    Porta una maleta misteriosa,
    la lleva a todas partes.
    ¿Qué habrá allí adentro?


    Todos los días el ritual se repite,
    en las noches oscuras,
    cruza la acera,
    con la preciada maleta.
    Se dirige al callejón de la calle Amapola.
    Abre la maleta y…
    ¡Horror¡
    ¡Pedazos de piernas, brazos y tórax!

    Indicios de su fechoría fatal.
    De su mente desquiciada,
    y una vida atormentada.


    Saca los restos de la maleta y los coloca en una bolsa negra.
    Amarra la bolsa siniestra
    y las deposita en el tacho de basura.
    Usa un guante negro
    para ocultar las huellas de su crimen mortal.
    Mañana será otro día,
    para la cacería infernal.
    Pero algún día, la policía,
    te va atrapar.


    Autora-Edith Elvira Colqui Rojas.
    A Acnamalas le gusta esto.