1. Invitado, ven y descarga gratuitamente el cuarto número de nuestra revista literaria digital "Eco y Latido"

    !!!Te va a encantar, no te la pierdas!!!

    Cerrar notificación

Viendo entradas en la categoría: Traducción

  • lesmo
    A Cristo N. S. crucificado estando
    o poeta no seu último momento


    Meu Deus, que estais pendente de um madeiro
    em cuja lei protesto de viver,
    em cuja santa lei hei de morrer
    animoso, constante, firme e inteiro:

    neste lance, por ser o derradeiro,
    pois vejo a minha vida anoitecer,
    é, meu Jesus, a hora de se ver
    a brandura de um pai, o manso Cordeiro.

    Mui grande é o vosso amor e o meu delito:
    porém pode ter fim todo o pecar,
    e não o vosso amor que é infinito.

    Esta razão me obriga a confiar,
    que por mais que pequei, neste conflito
    espero em vosso amor de me salvar.

    Gregório de Matos (1623-1696)


    Traducción adaptada


    Mi Dios, que estás pendiente del madero,
    en vuestra ley no quise yo vivir,
    ahora que en tu ley he de morir
    con ánimo, constante, firme, entero:

    y en este lance al ser el más postrero,
    al verme de esta vida ya partir
    es, mi Jesús, la hora de sentir
    lo blanda que es tu faz, manso Cordero.

    Qué grandes son tu Amor y mi delito:
    aquí tendrá su fin todo pecar
    y no tu buen Amor, que es infinito.

    Me obliga esta razón en Ti confiar,
    si por más que pequé, mi ser contrito,
    tan solo por tu Amor me he de salvar.
    A E.Fdez.Castro le gusta esto.
  • lesmo
    Un pequeño ejercicio a propósito de un soneto de Fernando Pessoa

    He querido hacer una pequeña práctica para comprender mejor las dificultades y algún entresijo de lo que supone el esfuerzo de la traducción. Así mismo, como el idioma con el que estoy más familiarizado es el portugués, ¿quién mejor que Fernando Pessoa para ayudarme a llevar a cabo este experimento? Pues bien, sobre un soneto de Pessoa que era, en principio, comprensible para mi nivel de conocimiento, he intentado una traducción primero y después una transformación como sugería, en algún apartado, el artículo que sobre traducción poética he leído.


    De Fernando Pessoa

    A criança que fui chora na estrada

    A criança que fui chora na estrada.
    Deixei-a ali quando vim ser quem sou;
    mas hoje, vendo que o que sou é nada,
    quero ir buscar quem fui onde ficou.

    Ah, como hei-de encontrá-lo? Quem errou
    a vinda tem a regressão errada.
    Já não sei de onde vim nem onde estou.
    De o não saber, minha alma está parada.

    Se ao menos atingir neste lugar
    um alto monte, de onde possa enfim
    o que esqueci, olhando-o, relembrar,

    na ausência, ao menos, saberei de mim,
    e, ao ver-me tal qual fui ao longe, achar
    um pouco em mim de quando era assim.


    Traducción literal

    El niño que fui llora en la carretera.
    Lo dejé allí cuando vine a ser quien soy.
    Pero hoy, viendo que lo que soy es nada,
    quiero ir a buscar a quien fui donde quedó.

    ¿Ah, cómo he de encontrarlo? Quien erró
    en la venida tiene el regreso errado.
    Ya no sé de donde vine ni donde estoy.
    De no saber mi alma está parada.


    Si al menos alcanzase en este lugar
    un monte alto desde donde pueda al fin
    viendo lo que olvidé volver a recordar,

    en la ausencia, al menos, sabría de mí,
    y al verme a lo lejos igual que fui, encontrar
    un poco en mí de cuando yo era así.


    Traducción adaptada

    El niño aquel que fui llora en camino
    porque lo abandoné al querer ser yo,
    y ahora al ver mi nada repentino
    quisiera hallarlo allí donde quedó.

    ¿Lo reconoceré? El desatino
    está en volver cuando al partir se erró.
    Al no saber llegar de donde vino
    mi alma en la ignorancia se estancó.

    Si al menos alcanzase en el lugar
    una montaña, tal vez desde allí
    al ver cuanto olvidé y al recordar,

    aun ausente, sabría algo de mí
    y al verme igual, de lejos, encontrar
    en mí quizás aquello que perdí.