1. Invitado, ven y descarga gratuitamente el cuarto número de nuestra revista literaria digital "Eco y Latido"

    !!!Te va a encantar, no te la pierdas!!!

    Cerrar notificación
Color
Color de fondo
Imagen de fondo
Color del borde
Fuente
Tamaño
  1. Una golondrina no hace verano.

    El bosque crujió de adversidad.
    las hormigas bloquearon el camino.
    Los escarabajos cavaron mi zapato.
    Una codorniz se posó en mi oído.
    Un pájaro carpintero palmeó mi pecho.
    Y risueñores golpean en mi ingle.

    Pero gracias a dios, cuando puse
    mi mano en mi pecho,
    saqué tres golondrinas.
    Juntos hicieron ellas un verano.
    A Anamer, spring, Inoxtransa y 2 otros les gusta esto.
  2. (surrealista)



    El mendigo ciego con mano de hojalata
    se sienta en la acera imperturbable
    y dibuja en la pared móvil
    las quejas de los transeúntes.

    Sus ojos están medios escondidos
    como gusanos debajo de una piedra.
    Como un reloj deja caer gotas de saliva
    cada minuto una.
    A Anamer, spring, Inoxtransa y 2 otros les gusta esto.
  3. ( surrealista)


    De día era sonrisa y tristeza
    pero de noche
    todo el horror de los sueños,
    huyendo sin aliento
    hacia la línea de luz de la mañana.
    A Lorelizh Beye, Khar Asbeel, Anamer y 3 otros les gusta esto.
  4. El vapor del día se hunde lentamente
    en el mar de terciopelo del crepúsculo.
    Una nube rosada está sola en el puente
    sobre el cual las primeras olas ya se lavan.

    El sol ha bajado el último bote.
    A Khar Asbeel, Anamer, spring y 2 otros les gusta esto.
  5. Como si alguien estuviera siendo observado
    e involuntariamente lleva su mano a la cara,
    baja la mirada, despliega el periódico
    ya leído una vez más. En resumen :
    ya no es como se le veía.

    Así también las partículas elementales
    parecen estar sujetas al gene universal.
    Si miras, cambian su velocidad
    de una manera más sutil e impredecible.

    Leyes duras como la roca
    y siglos de trabajo numérico a prueba de agua:
    se les agradece. Pero no sin estilo, Werner
    abandona el barco que se hunde.
    Temerariamente vuelve a calcular la verdadera
    magnitud de nuestra incertidumbre en constante expansión.
    A Khar Asbeel, Anamer, spring y 2 otros les gusta esto.
  6. Luck demuestra con muchos gestos
    su violín con más de noventa cuerdas
    el juego es difícil, pero la elección no es pesada,
    cada tono tiene su propia cuerda.
    Como el arco era demasiado pequeño ahora,
    la tabla de planchar, una vez utilizada
    para planchar suavemente, ahora servirá
    en la ingeniosa máquina vóvil de Luck.
    La caja de resonancia le pareció un poco torpe,
    por lo tanto martilló él, muy sesatamente,
    un ático de sonido adjunto a la tabla de planchar,
    que se adapta a todos los tonos.
    Sólo por la dulce acústica
    el público ya se está volviendo melancólico.
    A Khar Asbeel, Anamer, spring y 2 otros les gusta esto.
  7. Casi por encima del suelo y sin tierra
    las raíces de los cien años
    sin comportamiento entre las púas
    de la manzana

    aquí y en contra de esto cuando éramos chicos
    nos bajaron la escalera, los mirlos más cercanos
    en bayas hacen puré la boca, llena de agua pura

    el cielo por todas partes, la arboleda verde
    visto desde arriba de un cráter abierto
    para parejas de abejas azules y libélulas.

    El paraíso. Y ninguna sorpresa después
    cuando el árbol, conteniendo el aliento,
    se encierra en el salón de sus benditos.
    A Khar Asbeel, Anamer, spring y 2 otros les gusta esto.
  8. De repente, detrás de
    una hilera de dunas
    ven ellos aleteando
    velas de colores
    conducidos por el viento.

    Miradas sorprendidas vuelan
    silbando por la playa
    y boulevar.

    Un timón humano
    pasa por alto las cabezas
    burlón y desafiante.

    La gente se está reduciendo
    jadeando en la arena
    un poco de agua salpica a un lado.

    Gaviotas chirriantes,
    señuelos, buceando en olas
    que ruedan sobre la marea
    como lenguas saladas grises.

    El timón se está invirtiendo...

    Flotamos a lo largo
    a la sombra de
    nuestra imaginación.

    pájaros libres,
    ondeando en el viento.
    A Khar Asbeel, Anamer, spring y 2 otros les gusta esto.
  9. Devoro cada letra
    que veo ante mis ojos
    y hago una palabra de ellas,
    de esa palabra hago
    una frase,
    una frase que es una página
    llena de amor
    por la palabra escrita
    es y debe quedarse,
    palabras se convierten en frases
    mi libro de la vida
    contenido en las letras
    que me indican
    a través de las frases
    que se forman en mi cabeza
    para que nunca me falte
    el conocimiento.
    A Khar Asbeel, Anamer, spring y 2 otros les gusta esto.
  10. Duerme suave
    en tu camita de plumón
    con almohadas de plumas
    en sueños de terciopelo.

    Despiértate
    en nubes flotantes
    flota, vuela por castillos
    de prícipes y princesas
    envuelto en ropa de gala,
    con criaturas aladas
    emplumadas en la meseta.


    En la colina
    se extienden suavemente sobre zapatitos
    de madera en pisos de cristal.
    No despiertes demasiado pronto
    de los sueños de felicidad
    en la cual tú duermes.
  11. Ven....
    estamos construyendo un castillo aéreo!
    Con lucesitas de colores por todos lados,
    perlas brillantes, diamantes grandes
    y polvo de hadas girando.

    Ven... vamos, entremos
    con todos nuestros amiguitos
    grande y pequeños son bienvenidos
    porque todos, pero todos
    los que entran allí
    es niño!


    (este poema me inspiró un poeta amable, recién)
  12. (surrealista)



    Buscando entre pájaros en el barro
    los playeros, jinetes y chorlitos.
    A veces aparecen animales raros
    de sueños profundos
    como padrino de boda y mollejas abigarradas.

    Y en las montañas, donde espía a las águilas
    cuando se arrojan sobre su presa,
    el el pájaro Tock, asombrosamente hermoso,
    navega hacia el cielo en un relámpago rojizo.

    Por ejemplo, se desgasta en varios biotopos
    el escaso tiempo que le dejan el trabajo y el sueño.
    A veces lo ves encaminando con botas largas
    a lo largo de las ventanas de su ordenada calle.
    No es un gran amor de los vecinos
    que prefieren echar un vistazo a otra cosa.
  13. (surrealista)



    El amplio parque de nuestra infancia
    en el que podríamos cazar osos peludos
    y leones feroces bajo el sol de verano
    ahora es un césped entre parches magros
    donde sólo los perros huelen algo emocionante,
    como si algo así pudiera suceder.

    Miras los techos por todos lados
    que no se elevó la hierba en ese momento
    ( de niño todavía éramos demasiado pequeños)
    pero ayer el cuerpo fué encontrado ahí
    de uno de nuestros amiguitos a través de los perros
    que siempre buscan emociones fuertes.
    A Zapala, Khar Asbeel y NUBE ATARDECER les gusta esto.
  14. Las cimas de las montañas son nubes de roca
    sobre la niebla gris del bosque.
    El viajero pasa y busca un camino difícil.
    Los cuervos siguen esperanzados en su rastro
    y arañazos: mañana antes de que lleguen los lobos,
    se compartirá el botín.
    El vagabundo se tambalea ya, sus brazos están rígidos,
    sus ojos están dirigidos en algo que no ve.
    Será su última noche. Puede sentirlo, pero
    está demasiado cansado para pensar en la muerte.
  15. El tren corre en la oscuridad,
    el tren cruza el puente.
    El agua estará debajo
    pero no encuentro rastro de ello.
    El cielo estará arriba
    pero es oscuro como la noche
    y si conduzco hacia adelante
    o hacia atrás,
    soy llevada hasta el final.